;NaruAddicted
Bienvenido n_n gracias por ingresar en esta web.. recuerda que para participar es necesario registrarse, esperamos que te sientas a gusto y puedas hacerlo :3 Saludos ü









¡Bienvenid@!

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Sed et augue nulla. Etiam odio risus, luctus id iaculis a, scelerisque a dolor. Donec felis nulla, viverra in imperdiet aliquam, ultricies quis elit. Phasellus felis nibh, pellentesque a euismod vitae, interdum id ligula. Proin tristique est at ligula varius vitae porttitor lectus lobortis. Nunc est felis, molestie at dapibus id, elementum vel est.



¡Conectate!

Ingresa con tu nick, Nombre y Apellido, se admiten iniciales.
Conectarse

Recuperar mi contraseña









Enlaces Rápidos






Amsterdam

Pasa el ratón por encima para desplazar la información.










Administración

SAVAGE
MP - PERFIL
FIERCE
MP - PERFIL
WILD
MP - PERFIL


Awards


Volker W. Wycliff
Mejor personaje masculino
Hermanos





Élite




Normales











Créditos&Copyright

Skin diseñado por Skaôi de SourceCode. Crédito, crédito, crédito & Copyright.

El secreto de sangre

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ir abajo

El secreto de sangre

Mensaje  micka-chan el Mar Dic 14, 2010 5:05 pm

EL SECRETO DE SANGRE


Titulo del Fanfic: El secreto de sangre
Autor/a: micka-chan
Genero: romance, misterio, drama (lo intentare)
Clasificación: +13
Advertencias: criaturas sobrenaturales, cambios de personalidad, quizás palabras fuertes y lemon (solo si quieren aunque nunca he escrito lemon)
Resumen: ¿Por qué cuando uno cree haberlo visto todo, no esperar nada nuevo y creer que todo será igual, monótono, aburrido, cuando uno ya esta resignado a conformarse con lo que tiene a pesar de ser patético… todo cambia?
Publicaciones: solo Sakufans


Spoiler:
Capitulo I: La historia comienza

- Los vampiros, criaturas engendradas del mismísimo Satán, se alimentan de sangre y sus pieles frías y pétreas son blancas como la cal, están destinados a estar malditos, no importa cuanto hagan jamás…

Tengo una simple pregunta, ¿a quien rayos le interesa esto?, digo es la clase de mitología, la peor clase de la vida, la verdad ¿a quien se le ocurrió esto?, ni siquiera es una clase principal, ahora estoy extrañando la clase de matemática , y la profesora es aún peor que la materia, con esos cabellos negros completamente desordenados, ojos altones y de color café, un maquillaje que pareciera habérselo copiado a un payaso sin espejo y luz, solo la señora Anne puede ponerle tanto énfasis a la peor materia de la carrera de magistrado que pudo escoger, clase mitológica, hasta yo puedo darla, miro a la ventana y aunque no puedo verme a mi misma el rostro juraría que es la personificación del aburrimiento.

-señorita Haruno, ¿algún problema? O ¿acaso la clase esta muy aburrida para su gusto?- si bien teóricamente me había preguntado, se notaba un deje de fastidio en su voz así como la ironía, de verdad la profesora Anne la tiene contra mi, no pongo atención a sus clases pero tampoco ando hablando toda la hora como mis compañeros, solo apoyo mi mano en la mejilla y miro por la ventana, ¡no hago la gran cosa!, no voy tirando papelitos o haciendo revuelto, por que estoy segura que a la mas minima joda todos se prenden.
-¿¡y bien!?
-Ningún problema profesora, todo esta perfecto- le miro de mala gana y en su mirada aparece un brillo peculiar, como si una idea cruzara su “enorme intelecto”
-Bien, entonces dígame de que estamos hablando- sonrío arrogantemente a la espera del mas mínimo error de lo que contestara, preparada para mandarme a dirección con la excusa de que no pongo empeño en el aprendizaje
-La clase de hoy es de vampiros- respondo tranquila pero no pude evitar que una sonrisita arrogante apareciera en mi faz, en realidad solo había leído el enorme titulo del pizarrón
La profesora solo se giro indignada, había perdido la batalla
- psss..., Sakura- Ino se daba la vuelta para llamarme, ella era rubia de ojos celestes, piel blanca pero no tanto como la mía.
-señorita Yamanaka ¡silencio!- le regaño la profesora Anne, bien, la profesora no solo me odiaba a mi, algo bueno pero aún así que se puede hacer, según ella los jóvenes de dieciocho años son muy inmaduros para considerarse según la ley mayores de edad.
- I-Ino-chan será mejor que no hables fuerte- susurro Hinata, ella tiene el cabello negro azulado, de piel blanca y ojos grandes color perla.
La relación de las tres es como una cuerda, Ino seria el extremo luminoso, ya que ella es superficial, presumida y obsesionada con la estética, yo seria el extremo oscuro, seria, frívola, madura y muy decidida y Hinata seria el nudo, sumisa, sensible, tímida pero fuerte que nos mantiene unidas, lo se una metáfora bastante tonta pero creo que con eso se explica lo diferentes que somos.
El timbre sonó y al fin di por terminada la escuela, las vacaciones de verano iniciaron y ya que es mi ultimo año debo ponerme al tanto de un tema muy importante, la universidad, la verdad pensaba estudiar medicina, algo como pediatría u oncologia, Ino por su parte quiere estudiar diseño de modas o ser estilista de alguna celebridad, no tiene remedio, siempre tan superficial, Hinata es muy inteligente y responsable, a ella le convendría algo tranquilo y lucrativo, me dijo que quería ser nutricionista, no es un mal trabajo y es buena idea.
Hablando de empleo, el disgusto de Ino es el trabajo que conseguí, necesitamos trabajar para pagarnos la universidad, ya que las tres perdimos a nuestros padres y no nos pueden pagar los estudios como a las niñas mimadas de nuestras compañeras
Luego de llegar a nuestro departamento y alistar el equipaje nos esperaba un día de viaje en tren a Konoha, un pueblo bastante alejado de Tokio, Konoha es un pueblo o mas bien pequeña ciudad muy antigua, quizás tiene mas de 500 años, pero a pesar de todo, por lo que parece era lugar de condes, marqueses, señores feudales y otra gente de la nobleza, y si cuidaron bien el dinero, seguramente los actuales herederos tenían mucho de que presumir.
-Sakura, mas te vale que haya un Shopping en ese pueblucho- me amenazo Ino con sus ojos celestes chispeantes de ira.
Rolee los ojos, ella iba a molestarme constantemente con ese tema, pero conseguí un buen empleo para las tres, nos quedaríamos a vivir en la morada de los jefes y nos pagarían un buen monto, quizás y conseguía una universidad de medicina, supongo que mis altas notas ayudarían al tramite, lo repetiría, era el mejor empleo que encontré en los clasificados una noche de desvelo y no habría poder en el universo, ni siquiera la gravedad que me haría cambiar de opinión.
El trayecto fue monótono y aburrido con quejas y maldiciones por cortesía de Ino, hasta que le pregunte inconscientemente de Ikuto, el novio o exnovio, la verdad ya me mareo con el asunto, al fin y al cabo ella se paso como dos horas hablando de el, creo que los chismes eran negativos, porque me perdí toda la conversación mirando por la ventana, eventualmente me giraba para ver si Ino me miraba reprobatoriamente por no escucharla, pero ella parecía muy animada hablándole a Hinata, ¡gracias Hina-chan!, ¡siempre me cubres!.
Por fin pude escuchar como el tren se detenía con un fuerte chirrido metálico proveniente de las ruedas y un estrepitoso golpe al detenerse, era un ruido horrible, pero para mi era genial porque indicaba que el tedioso viaje había llegado a su fin, tomamos nuestras maletas y bolsos y salimos en busca de un taxi, ya en el auto el chofer nos condujo por calle asfaltada, hasta que giro y se adentro en una calle de tierra rodeada de una cantidad innumerables de árboles, recorrió un par de kilómetros mas y de repente se detuvo.
- bueno señoritas me temo que hasta aquí llegamos, de ahora en adelante tendrán que caminar- dijo el chofer un poco ¿nervioso?, lo creía así porque de vez en cuando giraba su rostro para mirar a través del parabrisas.
- ¡que!, ¿¡que clase de servicio es este!?- bufo Ino indignada
-ya Ino- trataba de calmarla- bueno nos bajamos.
Al alejarnos un poco del auto el chofer giro en u y salio disparado en la dirección contraria, levante una ceja intrigada, porque saldría a esa velocidad, ¿a que le tenia miedo?, quizás a mi amiga Ino por querer ahorcarlo, quien sabe. Proseguimos a caminar, no me había dado cuenta que el ambiente estaba bastante frío, que raro después de todo es verano, pero lo peor era que teníamos que subir una cuesta bastante empinada, reí entre dientes porque cierta rubia tambaleaba, se quejaba, maldecía y lloriqueaba, era obvio si tenia semejantes tacones, no era mi caso ya que yo nunca salgo sin mis amadas botitas converse negras a los tobillos, están un poco desgastadas pero para mi son eternas.
- ¡wow!, ¡no creo lo que veo!- exclamo Ino.
Levante la vista y a lo lejos, detrás de un frondoso bosque se alzaba la torre de un castillo muy antiguo, un escalofrío recorrió toda mi columna, ¿Qué me paso?, de repente algo extraño me sucedía.
- te-te dije Ino-chan qu-que Konoha tenia bu-buena arquitectura- musitaba Hinata
- pero eso es tan…lúgubre- contesto la ojiceleste
No podía llevarle la contra a Ino esta vez, a medida que nos acercábamos mas lúgubre, oscura y fría era el castillo o mansión, la verdad no sabia como llamarla, ya en la entrada frente a nosotras había un gran portón de rejas negras, aparentemente la única entrada porque todo estaba cercado por un gran paredón de piedra, la morada era grande, muy grande, su color era un grisáceo oscuro, a su vez que cerca de la entrada había varias estatuas de formas extrañas pero no podía creer lo que había por montones en los techos, gárgolas, horribles y terroríficas gárgolas, además de algún que otro cuervo.
Dejando de lado mi impresión, un hombre nos abrió la puerta reja, el era pálido, muy pálido, pareciera que tuviera una enfermedad terminal, tenia unas ojeras bastante pronunciadas, sus ojos eran cafés oscuro, su cabello blanco pero bien peinado traía los típicos trajes de mayordomo, yo le estimaba como unos ochenta años.
- buenos días señoritas, mi nombre es Glenfield, soy el mayordomo de la casa, y el encargado de que todo funcione perfectamente, como sabrán necesitábamos tres mucamas, asíque espero que hayan venido por el puesto.
-Así es- soné firme pero por dentro tenia una sensación muy extraña
-bueno, perfecto entones, adelante- gesticulo con su pálida mano y nos dio paso, al pasar por su lado me dedico una extraña mirada, yo solo corrí la mía, de repente…no me parecía un buen trabajo después de todo.

bueno chic@s espero que les haya gustado, es mi primer fic asique tenganme piedad, hacepto criticas, sugerencias, golpes, incineraciones en hogueras Waa
misa: si y si no les gusta yo la golpeo
Waa si para mi no estuvo muy bueno pero tenganme piedad
plis comenten, matta nee
avatar
micka-chan
Nuevo
Nuevo

Mensajes : 22
Fecha de inscripción : 13/12/2010
Edad : 22

Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  Sayuri-chan el Mar Dic 14, 2010 10:26 pm

Hi! hello!! Hi!

pues en lo personal te dire ke me a gustado mucho ^^ jijiji
me gusta la trama y estare impaciente de ke pongas la contii asii ke no demores xfiiiis!!!!! Waa

y misa noo la golpeees!!!!! xD
avatar
Sayuri-chan
Nuevo
Nuevo

Mensajes : 8
Fecha de inscripción : 09/12/2010
Edad : 25

Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  princesita_anime_Hikary el Vie Dic 17, 2010 4:09 am

Micka-chan al fin puede ver tu tan maravillos finc¡¡¡¡ Aww Embarassed
Ota: MISA-CHAN TE EXTRAÑO MUCHO¡¡¡¡ Waa Crying or Very sad Waa
IIO IGUAL
(abrazadas) LAS EXTRAÑAMOS Waa Waa Waa
Ota: PERO MAÑANA NO HAY CLASES MUAHAHA¡¡¡
si si, bueno volviendo al tema: ME AH ENCANTADO MUCHO EL FINC. NO VEO ALGÚN ERROR, PERO SI LO VEO TE LO HARE SABER¡¡¡¡

SAYO¡¡¡¡ ESPERO CONTI *w*

tKm..¡¡¡¡¡

princesita_anime_Hikary
Nuevo
Nuevo

Mensajes : 7
Fecha de inscripción : 16/12/2010
Edad : 22

Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  micka-chan el Vie Dic 17, 2010 3:06 pm

konichiwa chicas!!!! grax por los comentarios

Sayuri-chan muchas grax por leerlo, espero que no abandones y continues leyendo mi fic, si me tarde es xk estaba esperando el comentario de mi amiga princesita_anime_Hikari ^^
misa: tratare de no golpearla Sayuri-chan
jejeej

fridhkizzi!!! misa/yo: TAMBIEN LAS ESTRAÑAMOS!!!! Waa espero que te conectes pronto asi hablamos, a y grax amigacha x avisarme si ves algun error, k bueno k te gusto!!!!

bueno hoy traje contii, esta un poco mas larga k la anterior ^^, me esforzare por hacer contis largas, pero como saben el inicio es medio tedioso, plis no abandonen es fic Waa, prometo hacerlo interesante.

- (dialogo)
< y > (pensamientos)
( acotaciones mias o de mi inner misa)


Spoiler:
Capitulo II: Las nuevas[/b]

[b]Las tres jovencitas siguieron al mayordomo de nombre Glenfield, tuvieron que esforzarse un poco para pasar por la entrada, a pesar de todo la entrada estaba bastante maltratada, hecha un lío por así decirlo.
- < ya me estoy viendo limpiando esto, ¡adiós manicura!>- pensaba cierta rubia con pena por sus manos.
- < la verdad que para estar en un castillo aparentemente tan lujoso esta parte esta bastante maltratada>- Hinata trataba de no asustarse con las estatuas, la verdad eran bastante intimidantes.
Sakura no podía pensar en nada, estaba nerviosa, y no era precisamente los típicos nervios que uno siente por un examen o un nuevo empleo, el mayordomo la había perturbado, no era que fuera cobarde, pero tenia una mirada siniestra, extraña y hasta diría salvaje, la confianza que se tenia antes de llegar o la indiferencia al asunto de estar en un pueblo remotamente alejado se los había llevado el viento, ahora no sabia que pensar, decir o hacer, pero de una cosa estaba segura, esto no le daba buena espina.
El mayordomo se sitúo frente a una enorme puerta de madera, que hasta podría decirse que tenia detalles en oro, y si no era oro era una muy buena imitación, se veía tan pesada que costaba creer que los flacuchos brazos de Glenfield pudieran abrirla con un simple movimiento de manos, el interior del castillo era un poco mas agradable y luminoso que su exterior, pero aun así conservaba ese ambiente tétrico, los pisos eran de un caoba oscuro, pero perfectamente pulidos, en el centro de la sala principal había una enorme escalera de dos alas, las ventanas, amplias, estaban adornadas por cortinas rojas carmín, y en el techo había una enorme araña, de esas antiguas que en lugar de tener muchas lamparitas tiene muchas velas, igualmente habían lámparas con focos en otros sectores.
Glenfield detuvo su andar y miro a las tres chicas
- la señora de la casa las recibirá, espérenla aquí, bajara en un momento-
- ¡hi! – respondió el trío
El mayordomo se retiro por una puerta del ala derecha de la sala.
- oye frente, no me gusta este lugar- Ino le dijo a Sakura que se encontraba más atrás, lo dijo en voz baja por si alguien escuchaba.
- Ya Ino, no seas paranoica- no podía darle la razón a la rubia, si lo hacia, se ganaba un boleto de salida, ella estaba tal vez mas perturbada que la ojiceleste, pero debía mostrarse fuerte, siempre había sido así, desde que las tres perdieron a sus respectivos padres, Sakura se había convertido por decirlo de una forma en la hermana mayor, era la mas sensata y valerosa, no podía echarse atrás ahora.
- tsk...- Ino bufo, ¿Por qué Sakura nunca escuchaba lo que decía?, ¿acaso no notaba algo extraño en el ambiente?, mas sin embargo ella no sabia lo que pasaba por la mente de la pelirosa.
Una mujer izo acto de presencia, bajaba con mucha gracia y delicadeza, era la magnificencia personificada, al terminar de bajar todos y cada uno de los escalones, se sitúo frente a las jóvenes que la miraban asombradas, la mujer era tan pálida como Glenfield, pero a ella la palidez le sentaba muy bien, sus cabellos negros y con destellos azules le llegaba a la cintura, sus labios estaban pintados con un color rosado y sus ojos negros resaltaban mucho tras la blancura de su faz, vestía un vestido típico del siglo XVIII de color azul marino.
- buenos días jovencitas, mi nombre es Mikoto Uchiha y estoy encantada en conocerlas, ¿ustedes son?- con una sonrisa amable.
Las tres reaccionaron, Hinata e Ino miraron a Sakura, esta suspiro levemente y dio un paso hacia delante para ponerse a la altura de sus amigas.
- mi nombre es Sakura Haruno y ellas son Hinata Hyuuga e Ino Yamanaka- la pelirosa señalo a cada una con un gesto manual.
- Un placer- sonrío- se fijo en cada una hasta que llego a la pelirosa, a Sakura la miro mas detenidamente, su rostro se volvió serio y pareciera haberla traspasado con la mirada, la ojijade solo se estremeció, pero en menos de medio segundo, que para Sakura fueron horas, sus labios se curvaron en una enorme sonrisa de ¿felicidad, orgullo?, Sakura estaba cada vez mas confundida.
- Bueno, mi ama de llaves esta en la cocina, creo que seria mejor que fueran a buscarla para que les de su primera tarea y les enseñe el castillo, pero antes Glenfield las llevara a su habitación para que se pongan su uniforme- les sonrió y dedico una ultima mirada a Sakura antes de subir nuevamente por las escaleras. Como si hubiera escuchado, el mayordomo ya se encontraba al pie de la escalera por donde minutos antes la señora Mikoto había estado, no era por ofender pero la imagen de Glenfield era muy burda a comparación de la belleza de la señora Uchiha.
- - bueno señoritas, síganme-
Así Sakura, Ino y Hinata se instalaron en su habitación, era bastante amplia, Ino pidió la cama cercana al armario, Hinata se acostaría en la cama cercana al baño, y Sakura en la cama pegada a la ventana, no podía quejarse, amaba dormir cerca de ventanas, luego se alistaron con el uniforme que era el clásico de las mucamas pero mas ceñido al cuerpo considerando que las tres eran delgadas, el uniforme consistía en una falda un poco mas arriba de la rodilla, corsé y saquito negro al igual que la falda y camisa blanca, zapatos con un poco de taco de color negro y el pequeño sombrerillo era opcional, por lo que ninguna de las tres se lo puso, Hinata se vistió tal cual el uniforme, Ino se hizo un dobladillo en la falda para que le quedara mas corta y se puso zapatos con mas taco, mientras que Sakura esquivo los tacones casi de manera profesional y se dejo puestas sus amadas botitas converse, su cabello largo y rizado lo ato en una media cola.
Por consiguiente fueron directo a la cocina, al entrar se toparon con una rubia de dos coletas bajas, ojos color miel y un color de piel como el de la pelirosa pero un poco mas oscura, su uniforme era igual al de las chicas pero resaltaba mucho su busto.
- bueno no pienso perder tiempo, mi nombre es Tsunade soy la ama de llaves y por lo tanto la que las supervisara, no quiero problemas, se ara todo como yo diga asíque díganme sus nombres de una buena vez- Tsunade era muy ruda, y para nada amable como la señora Mikoto y Glenfield, solo basto hablar así para intimidar a las chicas.
- Mi mi nombre e-es Hinata Hi-hiuuga- tartamudeo a mas no poder mientras el color se le iba del rostro.
- Yo…yo soy Ino Yamanaka- era extraño, incluso Ino dudaba en presentarse.
- Mi nombre es Sakura Haruno <quizás si sueno un poco ruda se le bajen los humos>- y así lo hizo, su tono de voz salio incluso feroz, Hinata e Ino se sorprendieron, no vaya a ser que a Sakura no le halla dado miedo la señora Tsunade.
El rostro de la ojimiel se crispo, por un momento Sakura pensó que había sido mala idea desafiarla pero aun así mantuvo el rostro libido, ella nunca se retractaba, Tsunade se impresiono por la valentía o estupidez de la chica, sonrió arrogantemente, le recordaba mucho a ella misma en sus épocas de mayor juventud.
- bueno Sakura y ustedes dos esperen aquí, llamare a Alice y Akira para que vengan y les enseñen el castillo, ya que no tengo intención en mostrárselos yo.
Tsunade salio contoneando las caderas, Sakura se rió un poco entre dientes, parecía que con Tsunade había que portarse ruda para ganarse su respeto, y si era por eso ella estaba mas que dispuesta a ser desafiante, siempre fue por decirlo de alguna manera rebelde, siempre llevándose mal con profesores o con adultos tercos y obstinados, y no era que fuera irrespetuosa pero a veces a los adultos se le suben los humos por el simple hecho de ser adultos.
- Sa-Sakura-chan ¿no…no te dio mi-miedo?- Hinata aun seguía sin color alguno en el rostro.
- Es un poco intimidante, pero creo que me le plante bien-
- Yo creía que nos comería crudas- Ino apoyo a la ojiperla
- Yo creo que es mas de la boca para afuera- la pelirosa zanjó el tema ya que dos mujeres se presentaban ante ellas.
Las dos aparentaban unos 25 años.
- hola mi nombre es Akira, tengo 24 años- Akira tenia un color castaño claro, ojos de color marrón y era de tez morena, era bastante alegre y amable- y ella es mi hermana Alice de 25 años- señalo a una chica de un cabello castaño oscuro, ojos de color azul y piel mas clara que la de su hermana.
- Bueno mi nombre es Alice- ella no era tan amable como su hermana y miro de mala manera a Ino, la rubia le contesto la mirada feroz.
Akira parecía sonreír falsamente a Hinata, mientras la ojiperla se sintió intimidada, Sakura sentía que estaba fuera de conversación pero se percato de las acciones de cada una, se fastidio, ¿Por qué a Akira y Alice parecieran no caerle bien sus amigas?, iba a tomar el control del asunto antes de que terminara en una batalla por parte de la rubia y la castaña.
- jum- se aclaro la garganta- mi nombre es Sakura Haruno y ellas son Ino Yamanaka y Hinata Hyuuga- las dos hermanas miraron a la pelirosa de manera altanera, ¿acaso era la bocera del grupo?, pero Sakura como lo había pensado, tomo el control del asunto rápidamente, miro de una manera muy seria e intimidante a las dos chicas, estas sin poder evitarlo corrieron la mirada avergonzadas e intimidadas.
- < habrá que manejarnos con cuidado con esta> - meditaba precavida Alice
- < que intimidante, me recuerda a alguien> pensaba Akira con temor
- Bien, ya que nos conocemos, ¿nos enseñarían el castillo?
- Claro- le contestaron a la pelirosa.
Sakura sonrió, al parecer no eran tan bravas cuando alguien les paraba el carro, no iba a dejar que trataran así a sus amigas, parecía que las mucamas eran bastante desagradables a comparación de la amabilidad de la señora Uchiha, normalmente debería ser al revés.
Las hermanas les enseñaron el castillo dejándoles una tarea y una advertencia, la tarea era que limpiaran la cocina, mientras que la advertencia era que nunca fueran al sótano y al ático, luego de eso las morochas salieron por una puerta dejando al trío en la cocina.
- ¡hay que estupida es esa Alice!- Ino estaba que bramaba- ¡cuando le ponga las manos encima ya vera!
- No no son mu-muy a-amables- añadió Hinata
- Creo que solo nos están probando- la pelirosa recordó la advertencia de las hermanas
- ¿que podrían probarnos?, ¿si podemos soportarlas a ellas?
- No lo se Ino, pero lo repito, creo que nos están probando, como si ser fuertes de carácter aquí fuera elemental- dijo Sakura
- ¿Por qué harían eso?-
- Qui-quizás es porque los je-jefes así lo re-requieren.
Sakura seguía pensando, había algo que no cuadraba, ¿Por qué se mostrarían tan rudas las mucamas?, ¿Por qué Tsunade solo le sonrío a ella porque no se intimido ante su carácter avasallador?, ¿Por qué Akira y Alice tratarían tan mal a sus amigas, y a ella le tuvieran tanto respeto?, ¿Por qué esa mirada tan peculiar en Glenfield o mas aun en la señora Mikoto?, pareciera que ser rudo y fuerte aquí fuera muy importante, como si marcara la diferencia entre la vida y la muerte, lo iba a averiguar, iba a averiguar que secreto había en el castillo, lo presentía, sopeso la posibilidad de decirle a Ino y Hinata que se fueran, pero ahora era distinto, sentía que había algo que tenia que descubrir, tal vez se estaba volviendo loca, pero había algo en su subconsciente o incluso en su alma que le decía “quédate”.
.
espero que les haya gustado Waa plis comenten

Waa
avatar
micka-chan
Nuevo
Nuevo

Mensajes : 22
Fecha de inscripción : 13/12/2010
Edad : 22

Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  princesita_anime_Hikary el Dom Dic 19, 2010 9:03 pm

Amiga kedo muy lindo el capi¡¡¡ Happyme , me gusto la ultima parte, le diste un toke de misterio juju¡¡ ¬u¬
espero traigas el capi 3 pronto sii¡¡¡ y...tampoco encontre errores, bueno salvo en las comas, como en cierta parte, donde describias el inerior de la casa ^^U como k las comas no las pusiste bn o te exediste, bueno eso me parecio a mi, no se lo k opinen las demás, pero en si, lo demas esta super¡¡¡

espero conti pronto¡¡¡
sayo¡¡¡¡

P.D: Ota-chan no esta xk ztha muy triste Jeje , kurogane le metio la idea de k su "sui-kun" no la kiere y k por eso la otra vez no le hablo :¬.¬': kurogane ya ztha castigado gracias a la obra de tomoyo jeje pero les manda slu2 y opina lo mismo k iio.....y tambn k....
Ota: (interrumpiendo) MISA-CHAN TE EXTRAÑO MUCHO WA! WA!...... Crying or Very sad ESPERO VERTE MAÑANA EN LA MAÑANA SI TE CONECTAS
Moko: (interrumpiendo) Y TODOS TAMBN TE EXTRAÑAMOS.....¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡......y dice Fay k si nos haces el favor de matar a Suiguetzu-cara de pez Aww
¬¬ BAJENSE DE MI ESPALDA¡¡¡¡¡......bueno mikca-chan esperamos conti pronto y gomen, por la P.D tan larga Jeje
Toda la bolita (k no se de donde salieron :¬.¬': ): SAYO¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡ Hi! Hi! Hi!

princesita_anime_Hikary
Nuevo
Nuevo

Mensajes : 7
Fecha de inscripción : 16/12/2010
Edad : 22

Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  princesita_anime_Hikary el Jue Dic 23, 2010 5:35 am

Aww Amiga ohayo solo pasavamos a decirthe un pekeño msj Aww ....(aclarando la garganta)
Toda la bolita (ya sabes kienes :¬.¬': ) : ¡¡¡¿¿¿¿¿DONDE DEMONIOS ZTHA LA CONTI DE TU MARAVILLOSO-ESPECTACULAR-MAGNIFICO-HERMOSO-ESPLENDOROSO FINC Evil or Very Mad Evil or Very Mad Evil or Very Mad Waa ??????????!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

Ota: MISA-CHAN ES URGUENTE LA CONTI¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡ WA! WA! Crying or Very sad
Kuro: XK TARDAS TANTO??!!!!.....OJALA Y NO SEA MZ ZTHAR CON EL UCHIHA ESE¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡ Evil or Very Mad Evil or Very Mad
KUROGANE CALLATE Y LARGO DE MI BAÑO, Ò///Ó NO PUEDO TENER PRIVACIDAD CA............................................................................................................................................................ Y DEJENME SOLA POR AMOR DE KAMI-SAMA!!!!!!!!!!!!!

Todos: What etto....esperamos la conti pronto (detras de anna) Jeje Jeje
Anna: miedosos ¬¬U sayonara micka-chan, misa-chan y porfavor saluden de mi parte a Erza-sama ^^


TODOS: SAYOO¡¡¡¡

P.D: Dai-kun, soportarias el temperamento de la loka de fridhittha??!! ATTO: MOKONA Y FAY ^^

princesita_anime_Hikary
Nuevo
Nuevo

Mensajes : 7
Fecha de inscripción : 16/12/2010
Edad : 22

Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  rock_san el Dom Ene 09, 2011 7:56 pm

Hola micka-chan Hi!
soy nueva en tu fic y me encanto
se podría decir que me enamore del fic Embarassed
¿porque las mucamas serán tan rudas?
¿qué pensamiento tendrá Saku?
y ¿porque todos los que a conocido Saku dentro del castillo
solo le sonrien a ella?
espero la conti con ansias para resolver mis dudas
adios
avatar
rock_san
Nuevo
Nuevo

Mensajes : 61
Fecha de inscripción : 08/01/2011
Edad : 20

Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  micka-chan el Dom Ene 09, 2011 11:19 pm

Ohayo chicas!!! Hi!

misa: no deberia darte verguenza?

no saben como lamento haberme tardado tanto, demasiados dias sin reportarme! pero con todo esto de las fiestas y fin de año bueno a uno se le va la inspiracion ^^U, y de hecho este capi es relativamente corto a comparacion de los anteriores, me disculpo x eso, pero espero puedan enterderme, este capi lo he dedicado al pasado de nuestras chicas, no lo explique demasiado xk dare mas detalles conforme avance la historia ñacañaca Jijiji

misa: ya deja el maldito suspenso de lado ¬¬*

ahora a los coments ^^

fridhkizzi-chan: ohayo amigacha!!! ^^grax x los 2 coments,(misa: teniendo en cuenta las amenazas)ya callate!y dile a kuro-kun k se quede tranquilo ^^U, bueno aqui la conti, no es para llorar pero espero k nadie tenga un pasado asi ...

rock_san: BIENVENIDA!!! Happyme k bueno k te gusto mi historia ^^, y bueno todas tus preguntas se hiran contestando conforme pase el tiempo ^^, la verdad esk ami me gusta poner mucho suspenso jeje

bueno aqui la conti y q la disfruten ^^

Spoiler:
Capitulo III: Pasado

Ya habían pasado tres días desde que Sakura, Ino y Hinata habían tomado el puesto en el castillo Uchiha, no podían negar que algo extraño sucedía, pero como todo uno se va acostumbrando, las hermanas Akira y Alice seguían mostrándose recelosas y con malas actitudes hacia Ino y Hinata, pero no así para Sakura, desde el día en que la pelirosa “mostró las uñas” a ella la trataban con respeto incluso con cariño.

Glenfield regañaba a Sakura y a Ino por no seguir las reglas del uniforme, la rubia no iba a deshacerse de sus tacones altos y de su falda excesivamente corta, mientras que con la ojijade no había poder de dios que pudiera hacer para que Sakura dejara de una buena vez sus zapatillas poco convencionales al uniforme de mucama, pero como era de esperarse la pelirosa se las ingeniaba para que ni el mayordomo, ni Tsunade, incluso la señora Mikoto le quitaran sus amadas converse, claro que con la elegante señora Mikoto no tenia problemas, es mas, juraría que a la señora Uchiha le caía bien, aunque no trataba mucho con ella, ni con ningún familiar u amigo de la familia, quizás eran reglas de protocolo, de esas que Glenfield nunca se cansa de repetir para que las jóvenes nunca se olvidaran, por Sakura no había problema, nunca fue muy buena para tratar con la gente, especialmente cuando perdió a personas importantes como sus padres y seguidamente a tutores hasta que ya pudo cuidarse por su cuenta, era extraño, pero había pasado mas tiempo con sus pocas amigas: Ino y Hinata, que con sus padres u otros familiares, raramente cuando sus padres murieron al ella tener tan solo 8 años, su abuela la cuido hasta los 14, para luego ella fallecer, y así pasar de tutor en tutor, como sus tíos, padrinos e incluso una amiga de su madre, todos murieron…

La muerte mas extraña fue sin duda la de su tía inglesa Giselle, nunca se llego a la verdad de su muerte, ninguna autopsia daba con la clave, lo mas extraño del echo, es que cuando se encontró su cuerpo, no tenia ni una gota de sangre, y ya que lo recordaba los cadáveres de sus tíos, dos de sus padrinos e incluso según su abuela sus padres, tampoco tenían una gota de sangre cuando fueron hallados, solo su abuela murió de un paro cardiovascular y la amiga de su madre en un accidente automovilístico.

Si, pura tragedia a sido su vida, pero no era de ponerse en victima ni nada por el estilo, si la muerte la perseguía no era su culpa, haber perdido a tantas personas queridas le habría dos puertas, llorar desconsoladamente y terminar en un psiquiátrico, o soportar y hacerse mas fuerte a cada perdida, escogió la segunda puerta u opción, claro que todo tiene su precio, y por esa razón Sakura nunca volvió a ser la niña alegre, extrovertida y campante que era antes de que murieran sus padres, se había vuelto muy seria, no creía en los cuentos de hadas, sueños o deseos, no aceptaba la ayuda de nadie, aunque si la brindaba , es mas daría su vida por una causa justa, si era noble y valiente, enfrentaba cualquier cosa, incluso la muerte, y sobre la muerte ella sabia demasiado, se había vuelto muy reacia y casi sin la capacidad de sonreír, tampoco le quedaban muchas lagrimas que derramar…

Pero sabia que no era la única persona en el mundo en aquella situación, al menos ella tenia amigas y un buen trabajo con el cual solventarse, habían personas que ni siquiera tenían un centavo para comer, por esa razón muchas veces donaba dinero a los orfanatos, ya que ella tuvo que vivir un tiempo en uno de ellos hasta que su tía Giselle acepto su tenencia y sabia lo duro de vivir en lugares así, sentirse triste y desolado mientras ves pasar por la ventana a niños y niñas de las manos de sus padres, saltando y riendo por un nuevo autito o muñeca que le hayan comprado, nunca se considero una chica fuerte o ruda, aunque muchas de las personas que se topaba le dijeran eso, solo se consideraba una persona que no tuvo mucha suerte en la vida, pero ¿Quién era ella para decidir si la vida había sido justa con ella?, la vida de por si no es justa…

Jamás sabría si se merecía sufrir tanto, no recordaba haber matado a alguien o robado, francamente ni siquiera se había agarrado de los pelos con alguna chica por un chico, no era de ese tipo, era tranquila, silenciosa, contestando lo justo y necesario que le preguntasen, ni siquiera se había dado un beso con un chico, no sabia la razón de su vida tan ardua y hasta algunos dirían triste, pero ¿Qué podía hacer?, admitía haber caído en pozos muy profundos de depresión cuando tenia catorce o quince años, pero luego lo supero, ¿de que le servia llorar?, no iba a recuperar jamás lo que perdió, y de eso estaba mas que segura, ya que no hay algo en la vida que dure para siempre, no existe la vida eterna…

Pero sus amigas tampoco la habían pasado muy bien, cuando tenia dieciséis años y con la poca herencia que dejaron sus padres se pudo alquilar un pequeño departamento y vivir mas o menos bien, sin muchos lujos pero no le faltaba la comida, una noche llego Hinata llorando pidiéndole ayuda porque sus padres no habían regresado, ni siquiera la habían llamado, ella estaba notablemente preocupada y afligida, salieron a pedir ayuda a la policía y se quedaron sentadas esperando en las silla de la comisaría para recibir respuestas, al cabo de tres horas las noticias fueron las peores que pudo recibir Hinata, sus padres fueron asesinados en un asalto, les robaron el auto y un par de testigos aseguraron ver como al padre de la ojiperla era asesinado por una bala de escopeta que un maldito hombre disparo, la madre de Hinata corrió la misma suerte al pedir ayuda, los tipos escaparon dejando a los cuerpos en la acera desangrándose. Sakura recordaba que ella tuvo que ver las fotos e identificar los cuerpos, porque Hinata estaba a un solo paso de llorar por meses enteros, y así fue, para Hinata tuvo que pasar mucho tiempo para superar la muerte de sus padres, al menos un poco, pero su carácter tímido y sumiso no había cambiado mucho tras su perdida, no cambio tanto como Sakura lo había hecho, claro que la pelirosa aun era muy pequeña cuando perdió a los suyos por esa razón no sabia si había cambiado su forma de ser, aunque según sus amigas si.

El problema de Ino no fue tan grave como el de ella o el de Hinata, aunque si fue un tema que indigno a la pelirosa, Ino mas bien se había escapado de su casa por conflictos con su padrastro y con su madre, la rubia dijo que el novio de su madre había tratado de tocarla y cuando le dijo eso a Sakura inmediatamente la pelirosa le dijo que se fuera a vivir con ella y con Hinata, además fue a hablar con la madre de Ino, reprochándole el porque tenia a un depravado en la casa, el conflicto no se soluciono demasiado, la madre de Ino sigue con ese cínico depravado como le suelen llamar las tres, aunque la relación de Ino y su madre había mejorado un poco.

No bromeaba cuando decía que era la “hermana mayor”, siempre protegiendo a sus amigas de todo lo malo y tratando de dar los mejores consejos que tenia, no era mentira que era demasiado noble para tratar de hacer algún daño. Siempre que podía prestaba su ayuda, y nunca esperaba algo a cambio, el problema es que Sakura nunca aceptaba ayuda de los demás, y la verdad es que no deseaba encariñarse demasiado con alguien, de hecho hasta con sus amigas era algo distante y recelosa, lo cierto es que no quería sufrir mas la perdida de alguien querido, ya había recibido demasiados golpes, demasiadas caídas…en verdad dudaba poder seguir soportando mas y mantenerse tan erguida como lo hacia hasta ahora, dudaba de su propia fortaleza, aunque por fuera se mostrara dura, seria, silenciosa e incluso en ocasiones fría, la verdad era que por dentro ella se sentía tan frágil…

Y lo peor fue cuando llego al castillo Uchiha, cuando entro se sintió tan… vulnerable, hacia años que no tenia una sensación así, una sensación de vacío y pesadez, de… ¿recuerdos?, ¡no!, seguro era su imaginación, la falta de sol quizás le estaba haciendo mas daño del que se esperaba, ya que, para su mala suerte Konoha era un lugar demasiado húmedo y con muchas nubes, además de con temperaturas relativamente bajas y bastantes tormentas o mas bien diluvios, ja, se rió ante ese pensamiento, ya era hora de levantarse y comenzar el nuevo día, cuando puso sus pies descalzos en el suelo se estremeció un poco, parecía que hoy seria un día un poco extraño, aunque pensándolo bien, <<¿podría pasar algo mas que fuera extraño en esta mansión?>> pensó la pelirosa.

La verdad es que si Sakura Haruno…
avatar
micka-chan
Nuevo
Nuevo

Mensajes : 22
Fecha de inscripción : 13/12/2010
Edad : 22

Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  Slayer el Lun Ene 10, 2011 1:08 am

Soy nuevo en tu fic.

Está genial Micka-san O: toda la trama, el cambio de actitud por parte de Sakura, tienes planeado muy bien todo haha =D
Que bien, ah pero que extrañas personas son las que viven en ese lugar lol, pero que se le hace, creo que ya tengo una idea de lo que pasa y sobre los pasados de la familia de Sakura. Pero eh de decir, que tu fic tiene muy buena trama. Ya tienes un fan XD Espero ser el número uno haha.

Pero lo ultimo, ¿fue narrado? ¿o lo dijo alguién más? O: Y no se ah visto a nadie más que las mucamas o Mikoto, hmp... que interesante XD

Me dio risa, como Ino siempre llevaba sus tacones, también cuando iban hacia la mansión y ella con sus tacones XD Y Hinata tartamudea mucho, no se, pero me reí en esas partes XD

Pon el siguiente capitulo, te lo dice tu fan no. 1 =D (Si, ya me nombre el número 1 >:D) XD
No tardes esta genial el fic.





 

avatar
Slayer
Diseñador/a
Diseñador/a

Mensajes : 866
Fecha de inscripción : 16/12/2010
Edad : 23

Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  Narukiito-san el Jue Ene 13, 2011 1:03 am

*o*

Esta super lindo el fic...

Me ha encantado espero la conti con mucha
intriga por sierto ¿Qué pasara en esa mansion tan tenebrosa?
y pobre de Sakura y Hinata ha de ser
muy feo que tus padres mueran, bueno espero la conti linda sayo!!
avatar
Narukiito-san
Nuevo
Nuevo

Mensajes : 14
Fecha de inscripción : 06/12/2010
Edad : 20

http://SasuSakuUchiha.foroactivo.mx

Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  princesita_anime_Hikary el Vie Ene 14, 2011 11:08 pm

ME AH ENCANTADO EL CAPIII (fuego en los ojos), senti como claramente los sentimientos de Sakura se traspasaban de las palabras y como haces k el genero dramatico le siente como anillo al dedo Aww Aww Aww ESTA ESTUPENDO EL CAPIII¡¡¡

Ota: kedo fabulosos, perfecto Embarassed

kurogane: magnifico espectacular Embarassed

Anna: muy bn expresado en las ideas y emociones


EN FIN ESPERAMOS CONTII PRONTO¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡

bolitha (salvo inu y kagome) SAYO¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡


P.D: perdon por el comen tan corto pero iia no se k más poner, no te enojes onegai¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡

princesita_anime_Hikary
Nuevo
Nuevo

Mensajes : 7
Fecha de inscripción : 16/12/2010
Edad : 22

Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  Invitado el Sáb Ene 15, 2011 6:57 pm

wwwaaaaaa esta espectacular tu fic!!!
me gusto muchisimoooo
la trama, los vampiros sobre todo los vampiros son tan curiosos ¬¬
jejeje en fin soy nuevita por aqui y me encantooo espero la
contiiiiii la historia te esta quedando espectacular ^^

Sayoooo Hi!

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  micka-chan el Lun Ene 17, 2011 5:29 pm

OHAYO A TOD@S!!! Hi! KE ALEGRIA !!! cuatro coments Waa me van a emocionar

ahora los coment ^^:

Cris Uchiha: ohayo!!! gracias x tomarte el tiempo de comentar, muchas gracias, tu comentario me ha hecho muy feliz ^^, respondiendo a tus dudas lo ultimo fue narrado jeje, lo de ino muy graciosa es cierto, sucede ke con la timidez de hinata y la seriedad de sakura pues el grupo seria aburrido jeje asike ino viene a "romper" eso, hablando de sakura si le cambie la personalidad xke no me gusta una sakura debil y llorona, la kiero hacer fuerte jeje, c ke parece fria pero luego se hira haciendo un poco mas abierta, bueno aki la contii, espero ke te guste.]b]Narukiito-san[/b] o mas bien rubi-chan ^^ ohayo!!! ke bueno ke te haya gustado *w*, sobre lo ke pasa en la mansion hoy se descubre un secretito, y pues si pobres de mis niñas (saku-chan y hina-chan) x su pasado, jeje me siento cruel T.T pero bueno...fridhita-chan: ohayo!!!a toda la bolita jeje (misa: ohayo ota-chan!!!) no grites! je MUCHAS GRACIAS POR TODO LO KE ME HAZ DICHO GENIA!!! jeje este capi te lo dedico a ti x ke sale un personaje ke te gusta ^^ tu ya sabes cual...(misa: no es deidara) urusai misa!!! jeje n: vanessa-chan gracias x tu comentario ^^, ke bueno ke te gusto el fic, en definitiva es para los lectores ^^, bueno sin mas la contii, espero te guste, y espero ke no habandones el fic jeje ^^




Spoiler:
Capitulo IV: el secreto del ático

Sakura se levanto apenas salio el sol, no era que fueran ordenes de Glenfield o de Tsunade, pero ella siempre era de levantarse temprano. Fue al baño, se ducho, se vistió con el uniforme de mucama y cepillo su largo cabello atándoselo en una coleta de costado, dejándose unos mechoncitos a los costados de la cara. Al salir del baño vio que Hinata se había despertado y esperaba su turno para ir al tocador, <<mmm...seguramente me escucho y se despertó>>

La ojiperla, al igual que ella tenían el sueño ligero, pero mas que nada Sakura, la pelirosa odiaba los ruidos nocturnos, siempre la despertaban, aunque una latita empujada por un gato se cayera ella se despertaba, según los doctores tenia unos sentidos muy alertas, una virtud según muchos, pero para ella eran molestos porque hasta que no existiera el mas profundo silencio no dormía, razón de que muchas veces se desvelaba por las noches y cuando era hora de prestar atención en clase simplemente ella estaba en el limbo, por esa razón siempre prefería estudiar de libros o de Internet a tener que escuchar tediosos y aburridos monólogos de los profesores, tenia un excelente y alto promedio, pero según los maestros no tenia buena conducta.

Era verdad en cierto sentido, pero si vamos al caso a los profesores no les interesa si los alumnos los escuchan o no, simplemente esperan a que rindan en los exámenes a ver si aprueban o si se llevan la materia, no era que todos fueran así pero al menos el 80% no le interesa demasiado que los alumnos presten atención o no, solo esperan las notas y ya, excepto la profesora Anne <<metida profesora diría yo>> siempre mandándola a dirección por mirar por las ventanas y copiar los apuntes solo para tener la carpeta completa, ja, recordaba que mas de un profesor la había mandado a que valla a hablar con la sicóloga de la escuela, una mujer gorda y de edad avanzada que esperaba lograr “estabilizar” su cabeza, según ella el problema de la pelirosa era haber perdido a tantos familiares y tutores y haber pasado bastante tiempo sola, ¡pero ella estaba bien rayos!, sino ya estaría diciendo ¡viene el fin del mundo! O alguna otra profecía que tiene mas años que Cristóbal Colon.

Pero volviendo al tema, Hinata paso a su lado diciendo << buenos días Sa...Sakura-chan>> acompañada de una sonrisa, la pelirosa le devolvió la sonrisa y miro hacia otro lado, y allí estaba Ino profundamente dormida <<hmp… vaya Ino ¿Cuándo será el día que despiertes temprano he holgazana?>> sin meditarlo dos veces fue a despertarla.
- Ino, Ino, ¡despierta! – la zamarreó alrededor de cinco minutos pero la rubia ni se movió.
- Dos minutos mas mama- ¿mama?, jaja, ella no iba a ser su niñera, lidiar con Haruno Sakura nunca fue fácil y nunca lo será

En su frágil y blanquecino rostro apareció una sonrisa perversa al ver un jarrón con flores en la mesita de noche de Hinata, sin más la pelirosa tomo la jarra, retiro las margaritas haciéndolas a un lado y fue hacia Ino con la jarra en mano…
¡Splash! (falta de presupuesto u.u)
La siguiente escena fue ver a la rubia completamente mojada, por no mencionar también el colchón, almohada y sabanas.
- ahhh ¡auxilio me ahogo, me aho…! – Ino paro de gritar al ver a Sakura parada frente a ella con una sonrisa burlona y con la ceja alzada, mientras en sus manos portaba la evidencia de su culpabilidad al asunto.
- ¿¡porque rayos hiciste eso frentezota!? – Ino estaba que bramaba, ¡no podía despertarla de esa forma! Es mas, ¡debería ser ilegal!
- Que no nos exijan mucho en este empleo no quiere decir que ya estemos aseguradas, ¡ya levántate vaga!
- ¡son vacaciones rayos!
- No interesa – la seriedad de Sakura era insuperable, mucho menos su autoridad
- << de verdad tiene que conseguirse un novio>>, de acuerdo me levantare –

Así las tres ya estaban listas, la rubia seguía enojada con Sakura, ¡en cualquier momento presentaría una demanda!, que Sakura fuera tan seria, autoritaria y mandona no significaba nada, ¡a Ino Yamanaka jamás le mandan!, pero pensándolo bien en una competencia de quien es la mas ruda y rebelde sin duda gana la pelirosa, mejor organizaba su motín cuando tuviera mas aliados, y lo cierto era que Hinata no iba a apoyarla, sabia perfectamente que si la ojiperla tenia que escoger entre ella y Sakura, escogería a la pelirosa, lo cierto es que Hinata quería demasiado a la ojijade, y eso la Yamanaka lo tenia bien en claro.

En la cocina nuestro trío femenino favorito se encontró con las hermanas Akira y Alice, Alice e Ino no se llevaban como perro y gato, se llevaban como millones de perros y gatos ¿tan mal?, si, demasiado, mas de una vez se habían cruzado palabras fuertes, siempre y cuando no estuviera Sakura presente, y es que la pelirosa no toleraba el bochinche y menos de ellas dos. Akira podía ser agradable y amable con Sakura, incluso a veces con Ino, pero a Hinata le tenia un odio tremendo en su fuero interno, ¿la razón?, quien sabe, pero lo cierto es que Hinata no se sentía bien por haberle caído mal a Akira y sin siquiera saber la razón, apenas llegaron las palabras y malos gestos no se hicieron esperar, la mayoría provenientes de Ino y la castaña Alice.
- vaya, ya vino la rubia oxigenada – se burlo la castaño oscuro.
- A mira quien habla, apuesto a que te pones cien kilos de maquillaje para tratar de arreglar el monstruo de tu cara, ¿intentaste usar mascara Alice?- contesto Ino
- Wow estoy sorprendida, al menos sabes de la existencia de la palabra <kilos>
- ¿Que estas queriendo decir? – la rubia se ofusco.
- ¿Qué no es obvio?, es mejor que te lo diga de forma que lo entiendas, eres una h-u-e-c-a Yamanaka – deletreo la palabra <hueca> para hacerla notar mas.
- Y tu eres fea
- ¡hueca!
- ¡fea!
- ¡hueca!
- ¡fea!
Y así siguieron por un par de minutos mas, de mas esta decir que Sakura ya estaba mas que hastiada de la situación, en cualquier momento agarraría un palo o cualquier cosa que tuviera a mano para separar al “dúo dinámico” << o el súper dúo de dobes>> pensó la ojijade.
- chicas creo que de-deben dejar de pelear – musito Hinata
- o si, ¡háganle caso a la rarita! – aunque lo dijo con una sonrisa y voz cantarina se notaba un deje de superioridad y desprecio en la voz
- ya basta – la voz de Sakura sonó tranquila pero autoritaria- no hay tiempo para discusiones tontas, recuerden que Tsunade dijo que pasado mañana llegarían visitas y quiere la casa impecable, y no se ustedes, pero yo no quiero perder mi empleo.
Las chicas callaron, Sakura tenia razón, tener que ver a Tsunade enojada, gritando y aventando sillas era aterrador, peor que estar viendo una película de terror como actividad paranormal y que de pronto se te apaguen las luces (jeje xD) pero Alice y Akira no conocían lo realmente aterradora que podía ser Sakura si se enfadaba.

Las dos castañas les dijeron a Sakura, Hinata e Ino que tenían que limpiar el ático, hacia varios meses que ninguna de la limpieza iba a allí, por ende debía estar llenos de tierra, polvo y otras cosas, las chicas se extrañaron ya que si mal no recordaban Alice y Akira les dijeron que no debían ir allí, pero no hicieron mucho revuelto y se dirigieron al dichoso ático, llegaron a un pasillo que no había ni un alma, al final del corredor había una especie de portilla en el techo, el mismo era bajo por lo que no hubo problema para tomar un gancho con una cuerda, tirar de el y que instantáneamente una escalera apareciera, Sakura fue al frente seguida por Hinata y por ultimo Ino, mientras subían los escalones estos chirriaban, evidentemente por lo gastada que estaba la escalera de madera, cuando terminaron de subir, obvio con escobas, trapeadores y demás instrumentos de limpieza, se encontraron con el ático, este estaba lleno de cajas, muebles y demás, mas parecía un deposito, y bueno, parvas y parvas de tierra, polvo y lamentablemente arañas de todos los colores y tamaños (que horror ;) sacando el hecho de que estaba realmente sucio el ático tenia un diseño elegante y fino, hecho de contrachapado de muchos tipos de madera, el problema era la evidente humedad que se colaba por el techo y paredes, pero eso ya no era su problema, ellas eran limpieza no mantenimiento.

Ya habían pasado alrededor de media hora de limpieza, habían logrado quitar buena parte de la suciedad y algunas arañas y telas de las mismas, Sakura estaba limpiando una parte bastante alejada cuando de pronto le pareció escuchar un ¿gruñido?
- << ¿Qué fue eso?>>- instantáneamente la pelirosa se dio la vuelta pero no había nada, solo escuchaba el sonido de las escobas de sus amigas, levanto una ceja contrariada y siguió en lo suyo.
- <<otra vez ese ruido>>- volvió a pensar la pelirosa - Hinata ven aquí un momento- la ojijade la escucho y fue hacia Sakura
- ¿Qué pasa Sakura-chan?- pregunto la Hyuuga
- Escuche una especie de gruñido, ¿tu escuchaste algo?
- No sa-Sakura-chan, ¿seguro que no lo imaginaste?
- No lo se, mis oídos nunca me fallan, pero tal vez tienes razón – le dedico una sonrisa tranquilizadora a Hinata
- Bueno, por las dudas estaré alerta
- Vale, me parece bien

Y así continuaron limpiado, Sakura y Hinata estaban alertas por las dudas, quien sabe quizás había una rata asesina mutante en ese ático y por eso nadie iba allí, si era por eso Sakura se defendería con un palo o con su escoba, sabia que las clases de autodefensa del Kali (arte marcial filipino de pelea con palos) algún día le servirían de algo y sino se conformaba con lo que aprendió en aikido, hacia un minuto o menos que Ino se había ido a la cocina a buscar vasos con agua porque de verdad estaba sedienta quedando solas Sakura y Hinata, de repente un aire frío recorrió el lugar haciendo que las dos se estremezcan y se miraran, Hinata con miedo y Sakura con intriga, de repente frente a ellas apareció una figura blanca, casi transparente, era grande y tenia unos dientes afilados, tenso las patas traseras y les gruñía con odio, Hinata perdió todo el color y estaba a punto de desmayarse del susto, Sakura no creía lo que veía.
- ¿Qué rayos?, ¿un perro? – pregunto mas para si misma la pelirosa
- grrr ¿¡que hacen ustedes aquí niñitas!? ¡Lárguense de mi ático o les morderé la cabeza guau! – gruñía aun mas furioso
- tsk, no lo creo cachorro, ¡yo de aquí no me muevo! – desafió Sakura
- mmm…veo que no eres asustadiza – saco la lengua, se sentó y comenzó a rascarse
- ¿Quién eres o que eres?
- ah guau, mi nombre es Akamaru, o bueno mas bien soy el espíritu de el
- un…un fan-fantasma – Hinata estaba con los ojos enormes y sin color en el rostro
- hmp…y ¿que haces aquí Akamaru? – inquirió Sakura
- estoy buscando a mi dueño, se llama Kiba Inuzuka, guau ¿lo han visto?
- no hemos conocido a muchos empleados para ser sincera – contesto la pelirosa
- oh pero el no esta vivo
- ¿es...es un fantasma tam-también? – pregunto Hinata
- ¡guau si! , ¡Si lo ven avísenme!, normalmente estoy en los establos
- disculpa Akamaru, ¿Cuántos años tienes?
- guau pues tengo…mmm 200 años creo, pero en edad perruna serian…
- eh si bueno no importa, te avisamos si vemos al Inuzuka


Así Akamaru desapareció, dejando a las chicas mas que confundidas, ¿acababan de ver un fantasma? Y ¿de un perro?, sacando lo agresivo que fue al inicio por el resto parecía agradable y amistoso, aunque gigantesco, <<al final tenia razón con respecto al gruñido>> pensó Sakura, Ino apareció con tres vasos de agua, el que era suyo estaba a medio tomar y miro a las chicas contrariada, Hinata estaba muy pálida y Sakura muy pensativa, ambas sostenían las escobas con fuerza.
- ¿pero que les pasa? Ja, ¿no me digan que me voy dos segundos y se asustan? – pregunto con burla Ino
- No…no vas a creer lo que vi-vimos Ino-chan
- ¿Qué vieron?
- Un
- Una rata, vimos una rata – interrumpió Sakura, miro a Hinata y le dijo con un gesto <<no digas nada>> que Hinata supo entender.
- Jajaja por una ratita, ¡que miedosas!
- No te hagas Ino – volviendo a barrer – tu eres la primera en salir corriendo si ves una rata – acuso la ojijade
- ¡no es cierto frentezota!
- Si lo es cerda, ahora ponte a barrer que entre mas rápido salgamos de aquí mejor
- ¡si capitán! – contesto con sorna la rubia
- Si Sakura-chan

Luego de limpiar fueron hacia la cocina, allí se encontraron con Tsunade que limpiaba los estantes con fastidio.
- Tsunade ¿puedo hablar un momento con usted? –
- ¿Qué quieres Sakura? –
- La pelirosa miro hacia atrás, sus amigas estaban a una distancia prudente y decidió preguntar – Tsunade ¿usted cree que haya fantasmas en este lugar?
- ¿y eso porque? –sonrío de manera suspicaz
- Pues…vera no me tome por loca, pero en el ático conocimos el espiritu de un perro llamado Akamaru –
- ¿¡como!? – esta vez grito desde atrás Ino que faltaba poco para que su boca llegara al piso.
- Ah – suspiro Tsunade – verán chicas, presten atención, lo que vieron es cierto, si hay fantasmas en este castillo…y otras cosas – lo ultimo lo susurro muy bajito, la única que lo pudo escuchar fue Sakura, pero prefirió no decir nada mientras meditaba lo que dijo la mujer – aquí hay tres fantasmas que son amigables, uno de ellos es Akamaru, otro es kiba y la otra es…
- ¡yo! – apareció de repente una chica delgada, muy blanca y de voz cantarina, con una enorme sonrisa, tenia unos cabellos cortos y algo rebeldes – mi nombre es Matsuri, pero pueden decirme como ustedes quieran.
- … ahhh – Ino fue la primera en pegar un brinco y gritar, por no mencionar que fue la única.
- Tranquila rubia, ¡yo soy buena!, solo de vez en cuando me gusta asustar de noche pero en una mansión abandonada, nada personal – Matsuri era bastante alegre y optimista, podría decirse llena de vida pero…el caso es que ella esta muerta – Tsunade ¿quienes son?
- Primero que nada ¡no grites en mi cocina Matsuri!, en segunda ellas son Sakura Haruno, Hinata Hyuuga e Ino Yamanaka – señalando a cada cual
- Un placer – con una sonrisa – y Tsunade no se enoje tanto o le saldrán mas arrugas de la que ya tiene
- ¿¡como dijiste insolente!? – grito la rubia de dos coletas
- O no me sermonee, que yo soy mucho mas grande que tu Tsunade – Matsuri comenzó a reírse de su propio chiste
- Tu mas grande que ella no lo creo – replico Ino – ¿Cuántos años tienes dieciséis?
- ¡Así es! – contesto Matsuri
- Lo importante no es cuantos años tiene, sino hace cuanto los tiene – añadió con seguridad la pelirosa.
- Pues tienes razón Sakura-chan, porque en realidad tengo 197 años

De mas esta decir que Ino escupió la bebida que estaba tomando al escuchar la edad de Matsuri, provocando mas risas cantarinas de ella, una mueca burlona de Sakura, tímidas risillas de Hinata y grandes carcajadas de Tsunade, Alice y Akira, estas dos habían llegado hace poco, por consiguiente peleas de la rubia y la castaña oscura, <<bueno creo que esto es lo que tenia que descubrir pero…Tsunade dijo que habían mas cosas en este castillo, de ser así, lo averiguare>> sentencio con decisión la pelirosa.


aviso:
Spoiler:
los fantasmas van a jugar un papel importante en la historia, ellos van a ayudar mucho a sakura a descubrir lo que ocurre en el castillo ñacañaca, fantasmas buenos y otros no tan buenos jeje comenten SAYO"""!!! ^^
avatar
micka-chan
Nuevo
Nuevo

Mensajes : 22
Fecha de inscripción : 13/12/2010
Edad : 22

Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  Invitado el Lun Ene 17, 2011 7:43 pm

wwwwwwaaaa!!!
micka-chan este ficme deja mas atrapada a medida que pasa
me encanta!!!
narras muy bien
espero ansiosa tu contiiii

Sayoooooo..

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  princesita_anime_Hikary el Lun Ene 17, 2011 10:27 pm

Ohayo amiga¡¡¡¡¡¡¡ dejame decirte...QUE ZTHA FANTASTICO EL CAPIIIIII, me gusta la aparicion de Akamaru, pero en especial la de MATSURI-CHAN¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡ KKKKKKKKYYYYYAAAA!!!!!

Ota: JAJAJAJAJAJAJA se priivo del miiedo con la aparicion de Akamaru JAJAJAJA Jijiji Jijiji Jijiji Jijiji Jijiji Jijiji

YA CALLA BAKA WA! WA! WA! Crying or Very sad Crying or Very sad Crying or Very sad ...pero estubo muy bueno el capii
y

GRACIAS POR DEDICARMELO¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡ Embarassed Embarassed

Ota. bueno el capii estubo muy bonitho, me gusto la parte donde Ino y Akira se pelean jajaja

esperamos contii pronto


SAYOOO¡¡¡¡¡¡¡¡

princesita_anime_Hikary
Nuevo
Nuevo

Mensajes : 7
Fecha de inscripción : 16/12/2010
Edad : 22

Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  micka-chan el Miér Feb 02, 2011 10:37 pm

bueno pues aki dejo contii, me esforce mucho en ella, cero inspiracion u.u, lo ke si es una pena ke no tenga muchos comentarios, bueno aki se las dejo ^^

pd: cuando la letra sea inclinada son los pensamientos, eso es todo ^^



Spoiler:
Capitulo V: esos ojos

Ya era de día nuevamente, pero solo podía saberlo por la hora que marcaba el reloj, 6:00 AM, mire por la ventana y corrí suavemente las cortinas de raso rojas escarlatas, el cielo estaba realmente oscuro, se que es temprano aun pero al menos unos pocos rayos del astro rey deberían colarse en el horizonte. Sin embargo el firmamento estaba indefinido, ya que los tintes bailaban indecisos entre el gris y el negro, una pequeña llovizna, restos de una gran tormenta nocturna aun persistía y a la lejanía elocuentes relámpagos pedían por su protagonismo, era cierto que el clima en Konoha era diferente al resto del mundo, o al menos lo era para mi, pero hoy en particular, el día o mañana estaba realmente…sombrío.

Recordé que mi abuela siempre decía que yo era una virgencita del mal augurio, resulta que en la chimenea teníamos una virgencita de plástico protegida en una cajita de vidrio, mi abuela nunca salía sin verificar a su virgencita, era mas exacta que los hombres del clima de la televisión, resultaba que cuando su manto era celeste era porque seria un día despejado, pero si su manto se teñía de rosa era porque la lluvia caería tarde o temprano en ese día, aunque yo era escéptica al tema me di cuenta con los años que nuestra meteoróloga privada era muy exacta. Ella decía que de vez en cuando me quedaba mirando el cielo de una forma completamente ida, como si pudiera ver mas allá de lo que usualmente se ve y cuando ella miraba lo que yo, resultaba que el cielo siempre era indeciso entre el gris y el negro… e inevitablemente algo malo ocurría.
Por esa razón me llamaba su virgencita del mal augurio, lamentablemente mis sentidos súper alertas no eran los únicos infalibles de mi arsenal poco convencional, y lamentablemente parecía que hoy no seria un buen día…al menos para mi.

Batalle para encontrar mi ropa entre el montículo desorganizado de prendas de Ino, luego de asearme y estar lista para trabajar me dirigí a la cocina, ni siquiera me fije si Hinata o Ino, aunque la ultima poco probable, se encontraran despiertas, realmente estaba bastante despistada, algo extraño en una persona como yo que organiza todo con mucha anticipación y no es por presuntuosa pero siempre me considere muy eficiente.
Me apoye en una de las encimeras mientras respiraba pausadamente y contenía la respiración por un lapso de cuatro segundos para luego soltar el aire con lentitud, siempre hacia eso cuando me sentía tensa o nerviosa, a veces pasaba involuntariamente como en este momento, pero ¿nerviosa de que?, ¿por mi oscuro presentimiento? ¡Eso es ridículo Sakura Haruno!, ya estas grande para cosas infantiles, ¡supéralo! No eres vidente o algo por el estilo.

En esta mansión hay fantasmas…y otras cosas.

Inevitablemente me estremecí al recordar la alerta de Tsunade, los fantasmas no me preocupaban, de hecho desde niña estaba acostumbrada a verlos, oírlos y a veces incluso sentirlos cerca, algunos eran buenos y solo querían jugar o charlar con alguien, otros… buscaban hacer daño.
Pero siempre me mantenía imperturbable, por esa razón los demonios, como yo prefería llamar a los fantasmas con malas intenciones, nunca me hacían daño o se atrevían a desafiarme, incluso algunos me tenían miedo, si me preguntasen la razón no tengo idea, tampoco es que fuera tan intimidante, aunque siempre me decían lo contrario, siempre me decían que tenia un aura extraña.

Y otras cosas.

Pero eso último que dijo Tsunade realmente me descoloco.
/////////////////////////////////////////////////////////////////////////

Alice entro a la cocina cargando alrededor de tres cajas haciendo el mayor equilibrio posible, miro hacia la derecha y se encontró a Sakura, no era extraño, la pelirosa acostumbraba a despertarse muy temprano, lo que si le sorprendió fue verla con la vista perdida en el suelo, como si estuviera pensando o buscando algo que fuera difícil de encontrar, inevitablemente se quejo ya que una de las cajas casi se le cae, instantáneamente Sakura ya estaba a su lado, tomando dos de las cajas e interrumpiendo la caída libre de las mismas, Alice se sorprendió de la agilidad de su compañera de trabajo.

- Alice ¿estas bien?

- si estoy bien gracias a ti Sakura

- deberías tener mas cuidado para la próxima – la ojijade miro el contenido de las cajas con un poco de asombro – wow, ¿tienen tanta bajilla? – dentro de las cajas habían platos, vasos, copas, cubiertos y demás, todos de una calidad muy alta e increíblemente caros, eso se notaba a simple vista, pero tenían mucho polvo, como si hace muchos años que no se usaran – dime Alice, ¿Por qué hay tanta bajilla con tanto polvo, esto debe tener al menos 100 años? – decía mientras inspeccionaba un plato del mas fino cristal.

- Pues más o menos, solo los traje porque Tsunade me lo ordeno, debo limpiarlos y llevarlos al ático.

- ¿No te parece extraño que no usen todo esto? A decir verdad desde que estoy aquí no hemos cocinado nada para los señores Uchiha.

- Pues no lo se, yo solo sigo ordenes

/////////////////////////////////////////////////////////////////////////

De repente Alice se puso muy nerviosa cuando quise indagarla, esos nervios que uno tiene cuando miente o cuando sabe algo que no quiere revelar, extraño, realmente extraño, aun así la ayude a limpiar los utensilios y llevar las cajas al ático, no paso mucho tiempo cuando Akamaru apareció y nos obligo a quedarnos a charlar un rato, asíque tuve que acompañar a ese perro gigante a buscar al tal Kiba, era efectivamente un fantasma como me había dicho Akamaru, Kiba era un poco alto, cabello café y ojos negros con un aspecto un poco perruno y tenia unas extrañas marcas en las mejillas, era amistoso y un poco latoso, peleaba con Matsuri todo el tiempo, lo extraño era que no sabia en que momento ella apareció, pero a fin de cuentas es un fantasma, puede atravesar las paredes y esfumarse cuando se le de la gana, luego de tratar de escabullirme de ese trío realmente molesto me dispuse a volver a la cocina pero Matsuri me intercepto en uno de los corredores.

/////////////////////////////////////////////////////////////////////////

- ¡hola Sakura-chan! – sonrió a modo travieso

- hola Matsuri, ¿Qué se te ofrece? – Sakura le dio la cana al instante, el poco tiempo que había pasado de “familiarización” con los fantasmas de la mansión Uchiha le había servido lo suficiente para saber que se traían entre manos cuando algunos gestos o actitudes se presentaban.

- Nada, ¿Por qué piensas eso? – sin embargo la pelirosa alzo una ceja dando a entender <<habla de una vez Matsuri que te conozco>> - hay bien, veo que no puedo contigo ¿Cómo haces para darte cuenta de todo?

- Años de practica – años de practica gracias a Ino y sus caprichos

- Ya veo porque todos dicen que eres muy astuta, bien quiero que riegues las flores de mi balcón.

- Otra vez, oye Matsuri te propongo algo, ya que haz pasado mucho tiempo en esta mansión debes saber mucho de ella ¿no es así?

- pues…si ¿Por qué la pregunta?

- ¿Qué te parece si cada flor que te riego me respondes a una pregunta?, con la cantidad de flores que tiene me tomara menos de dos días descubrir todo.

- Pues no, yo tengo muchas flores, seré como un genio, te respondo una pregunta cada vez que riegues mis flores.

- Pues si eres un genio me parece bien, pero en ese caso tendrás que responderme tres preguntas – alzo tres dedos de una de una de sus manos mientras una sonrisa de autosuficiencia se apoderaba de ella.

- Touché, de acuerdo tu ganas, pero no te responderé nada el día de hoy, ese será tu castigo por haberme manipulado – se cruzo de brazos y desapareció.

- Valla con esta chica, ella me manipula todo el tiempo para sus favores y yo no le digo nada –

Sakura se fue directo a la cocina, tratando de no toparse con el “dúo dinámico dos”, ósea Kiba y Akamaru ya que el dúo uno eran Alice e Ino, lo cierto es que esos dos podían ser a veces peores que Matsuri en el asunto de la “manipulación”, pero eso si, eran mas tontos que Matsuri, por eso era mas sencillo para ella evadir sus pedidos, los fantasmas siempre ponían la excusa de que todo se les atravesaba, pero últimamente estaba pensando que solo lo decían para no tener que hacer nada por su propia cuenta, sin embargo prefería callarse, necesitaba a “su genio” para saber lo que ocurría en el castillo, y si tenia que descubrirlo por su propia cuenta iba a tardarse el doble de tiempo, < a sucesos extraños medidas drásticas Sakura> le recordó su voz interna, era cierto, nada en este castillo era normal, asíque ¿Por qué ella iba a ser la única normal al asunto? No, ella era curiosa, y además no era por el hecho de chusma o metiche, realmente necesitaba descubrir el silencioso secreto del castillo, era algo que lo pedía su interior a gritos.

No se dio cuenta de que Tsunade corría de un lado al otro, ordenando todo, hasta que la vio a Sakura muy pensante del otro lado del corredor, instantáneamente su rostro se crispo en ira.

- ¡oye niña espabílate! ¿acaso crees que tiene coronita y por eso no trabajas? – la rubia destellaba ira y tenia sus manos en la cadera a pose indignada.

- tranquilícese Tsunade, no soy sorda – la pelirosa paso de la ojimiel sin siquiera inmutarse por la ira de la ama de llaves

- honestamente esta niña me pone los pelos de punta, ¿¡como puede ser que no tenga ni un poco de autoridad sobre ella!? – involuntariamente sonrió – bueno ya sabia yo que desde que cruzo esa puerta iba a ser bastante diferente, llámenlo presentimiento.

Sakura paso a la cocina, ya estaban Ino y Hinata allí, trapeando el piso y dejándolo reluciente, o al menos el lado de Hinata, porque la rubia no tenia mucha maestría a la hora de la limpieza.

- valla Ino eres patética limpiando, solo mira tu lado y el de Hinata – la pelirosa señalaba cada lado con las manos y no pudo evitar una casi imperceptible risilla.

- o pues ¿¡donde estabas para empezar señorita perfecta!? – acuso la rubia con cólera.

- De verdad Sakura-chan, ¿do-donde te metiste? – pregunto la ojiperla.

- Ustedes no tiene que lidiar con Matsuri, Kiba y Akamaru, de verdad esos tres me vuelven loca a veces con sus pedidos – presionaba el puente de su nariz.

- ¡Pues ignóralos y ya esta!, además parece que hoy llegan muchos invitados – informo Ino

- No son invitados hueca – Alice apareció de repente – llegan los hijos de los jefes y algunos amigos.

- ¿¡te pregunte experimento fallido!?

- Ya basta Ino – la corto la pelirosa antes de una pelea - ¿Cómo dices Alice?

- Lo que escuchaste Sakura-chan, son personas muy importantes, mucho mas importantes que algunos – lo ultimo lo dijo mirando a la rubia

- Espera dijiste que vendrán los hijos de los jefes, ¿son guapos? – indago Ino, Sakura simplemente puso los ojos en blanco.

- Pues claro hueca, pero el mayor ya esta casado, el menor es otra cosa, aunque los amigos de Sasuke-sama son muy lindos también – su mirada de repente se volvió picara.

- Lo dices porque a ti te gusta Sai-kun – Akira se unió a la conversación

- Perdón, ¿Sasuke-sama, quien es el? – pregunto Sakura

- Oh lo siento no me explique, Sasuke-sama es el hijo menor de los señores Uchiha, es realmente muy guapo pero bastante serio y no habla mucho, Itachi-sama es el mayor pero esta casado con Shizune-san y tienen mellizos (no se a ustedes, pero ami me gusta la pareja de Itachi y Shizune, misa: aye!, ¬¬) y luego los amigos de Sasuke-sama son Naruto Uzumaki y Sai – cuando menciono a Sai la mirada de Alice se ilumino.

- Para mi Naruto-kun es el más bello de todos – intercedió Akira – pero Sasuke-sama definitivamente es interesante.

/////////////////////////////////////////////////

Valla no conozco a ninguno de ellos pero las hermanas les hacen mucha fama, sobretodo a Sasuke, Naruto y Sai, no me interesa y la verdad es bastante molesto que Alice y Akira se la pasen suspirando y coloradas cada vez que los mencionan, sin embargo el nombre Sasuke me suena de algún lado, bueno a fin de cuentas es un nombre, cualquier persona puede tenerlo.

Ya han pasado un par de horas y todo esta listo para recibir a los dichosos invitados, Tsunade y Glenfield nos hicieron formar, ¡todo por ese maldito protocolo!, de donde yo vengo si Glenfield estuviera allí con sus reglas de etiqueta ya lo habrían apaleado, si, era un barrio peligroso, por algo tome clases de autodefensa, Mikoto-sama bajo muy elegante como de costumbre, hoy estaba realmente contenta, bueno después de todo va a ver a sus hijos no es para menos, el señor Fugaku también bajo pero el se había tardado menos, por un momento me pareció que la señora Mikoto me dedico una mirada fugaz, que extraño, no me di cuenta que la puerta principal se abrió y de allí entraron cuatro hombres, una mujer, una niña y un niño, gire la vista un poco aburrida por el asunto pero todos ellos eran tan…perfectos.

Los mellizos eran muy bonitos y tiernos, aparentaban unos cinco años, ambos tenían el cabello y los ojos negros, el niño, que por los chismes de las chicas me entere se llamaba Ryu y la niña Himeko, los dos corrieron con una sonrisa de oreja a oreja al encuentro de sus abuelos, los siguieron los que por lo que me dijeron eran Itachi y Shizune, ambos tenían el cabello y los ojos negros, Itachi era muy apuesto y Shizune realmente muy bella, luego aparecieron tres jóvenes, uno de ellos era rubio y de unos ojos impresionantes de color azul, era alto y de buen cuerpo además de delgado, muy guapo pero era bastante latoso porque hizo un escándalo de risas cuando vio a Mikoto-sama y Fugaku-sama, alcance a ver como Hinata se ponía coloraba y apretaba mi mano queriendo buscar apoyo, ¡que gracioso! parecía que a Hinata le gustaba el tal Naruto, el otro era Sai, lo deduje por lo colorada que se ponía Alice y también ¿Ino?, jajaja no puedo creerlo, luego de eso pareciera que se lanzaran rayos con la mirada esas dos, Sai también tenia los ojos y el cabello negros , también era guapo y de buen cuerpo, pero ami no me llamaba demasiado la atención, bueno a decir verdad sacando a los adorables mellizos ninguno me llamo demasiado la atención.

Hasta que vi esos ojos…negros como la noche y profundos como un pozo, el ultimo era seguramente Sasuke, realmente las chicas no mintieron cuando dijeron que era el mas guapo, su cabello era negro con destellos azules, lo tenia alborotado atrás y mas lacio adelante, era alto, me sacaba como una cabeza, y tenia un cuerpo marcado ya que los dos primeros botones de la camisa los tenia desabrochados, era realmente hermoso… ¿¡que estoy diciendo!? ¡Escúchate Sakura! Que ridícula soy en ponerme a pensar en estas cosas, todos se abrazaban y sonreían, por un momento me puse melancólica, asíque eso era una familia, no es que yo nunca hubiera tenido una pero mis familias duraban tan poco porque siempre los perdía o algo malo ocurría, Tsunade nos miro y con un gesto nos dijo que nos retiráramos, mejor por mi, ya debo dejar de pensar en cosas tontas y sin sentido, metí mis manos a los bolsillos y con todo el aire de despreocupación y desinterés pase a la cocina, pero antes de eso Sasuke fijo su vista en la mía, por un momento me pareció que olía el aire o algo por el estilo, cuando me miro a los ojos algo me sorprendió…

Sus ojos eran… ¿escarlatas?
avatar
micka-chan
Nuevo
Nuevo

Mensajes : 22
Fecha de inscripción : 13/12/2010
Edad : 22

Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  princesita_anime_Hikary el Jue Feb 03, 2011 4:13 pm

WWWWWWWWWWWWWWWWWWWWWAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡ AMIGUITHA EL CAPI FABULOSO: FA-BU-LO-SO LA ESPERA DE 1000 AÑOS (jeje nTc) A VALIDO LA PENA, EL CAPI ESPECTACULAR, AHORA, AHORA TE LUCISTE COMO UNA SUPER ESCRITORA¡¡¡¡¡ Aww Aww Aww Aww Embarassed Embarassed Embarassed ME ENCANTO Y MÁS LA PARTE DONDE SAKURA DESCRIBE A SASUKE!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
WAAAA¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡
ES CAPII ME ENGANCHO¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡

ME FACINO

FUE ESPECTACULARMENTE MARAVILLOSO¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡

Ota: LA ESPERA AH VALIDO LA PENA, EL CAPIII ME AH DEJADO PICADA EN EL FINC, Y JUSTA MENTE TE IBA A PREGUNTAR CUANDO APARECIA SASUKE.....WAAA!!!!!!!!!!!!!! QUE EMOCION K CAPI TAN FABULOSO, TAN MISTERIOSO....TAN EXITANTE PARA CONTINUAR LEYENDO ESTE ESPECTACULAR FINC¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡


etto, creo k nos emocionamos

Ota: ME FALTARON MÁS COSAS POR DECIR........


BUENO SAYO AMIGA Y XFAVOR SIGUE ASI CON LOS CAPIIIS TAN EMOCIONANTES¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡

princesita_anime_Hikary
Nuevo
Nuevo

Mensajes : 7
Fecha de inscripción : 16/12/2010
Edad : 22

Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  Invitado el Jue Feb 03, 2011 11:05 pm

wwwwwwwwwaaaaaaaaaaaaaa
te juro que voy a gritarrr!!!
mentiras!!! estoy gritandoo!!!!!
esa forma en la que describiste a Sasuke!!!! Embarassed
me enamore!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
eres excelente escribiendo!!!!!!!!!
quiero la contiiiii
de verdad me dejas atrapada con esto!!!!!!!!!!!!!
quiero la contiiiiii
escribes de maravilaaaaaaaa!!!!!!!!!!!
sus ojos son escarlata!!!!!!!!!!

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  Narukiito-san el Vie Feb 04, 2011 12:50 am

Ohayo mika-chan!!
*o* me ha super encantado
el fic y el capi
espero la conti Sayonarita!!
avatar
Narukiito-san
Nuevo
Nuevo

Mensajes : 14
Fecha de inscripción : 06/12/2010
Edad : 20

http://SasuSakuUchiha.foroactivo.mx

Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  Slayer el Sáb Feb 05, 2011 8:34 pm

Perdoname D:
Que mal fan soy XD

Los capitulos estuvierón interesante. Nos dejas de sorprenderme con la trama de esté fic, es realmente bueno. Y no me esperaba que esos eran los fantasmas, y Kiba no ah hablado XD
Me da risa "El duo dinamico" y el "duo dinamico dos" si con son dinamicos haha =D

Y la fría de Sakura ya le intereso Sasuke, aunque sea un poco. A Sasuke le cambiarón los ojos muy rápido, chiflado XD
Bueno, espero el siguiente capitulo, de nuevo, perdón por perderme capitulo.

P.D: Yo también soy fan de Erza ¿? =D




 

avatar
Slayer
Diseñador/a
Diseñador/a

Mensajes : 866
Fecha de inscripción : 16/12/2010
Edad : 23

Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  micka-chan el Lun Feb 28, 2011 7:50 pm

ohayo a todos!!! si ya lo se me tarde siglos y lo mas seguro es que querran ahorcarme, pero resulta que una primita le teniamos que hacer el bautismo y justo aparecio todo esto cuando mi inspiracion comenzaba a llegar TwT, pero hice un cap de siete paginas de word espero eso compense u.u, lo subo hoy ya q mañana empiezo las clases TwT, ya tercer año o.o estoy vieja jaa *agarrandoce del bastoncito*

fridhita-chan: hola amigaza!!! mas te vale q te conectes o me enojare ja! ^^ MUCHISIMAS GRACIAS POR TUS ALAGOS!!! casi casi he llorado jaja, me parece que voy mejorando un poco en la escritura pero bueno ahun me falta je besitos!! (x cierto, no he parado de reirme x culpa del viejo myoga, es un cobarde ja!) Vanessa-chan: hola!!! pues es dificil no enamorarse de sasuke jeje *w*, pues me encanta q te deje atrapada aunque ahun faltan muchas cositas jiji de verdad te estoy muy agradecida xq no has fallado desde q empezaste a leer mi fic , te mando un beso muy grande!! ^^ rubi-chan: q bueno q te guto ^^, espero podes seguir complaciendote a ti y todos los q leen mi fic ^^ besos! cris-kun: je ya se me hacia raro q no te aparecieces jaja, pues si ya se empiezan a mostrar intereses, peleas, chistes, y peleas xD, (y soy ULTRARCHIMEGA fan de erza-sama!!! xD, espero q se qde con jeral (gerard, jellal no c xD) si no iniciare un complot!!! bueno besos y no te desaparescas jajaja ^^)


aqui va:

Spoiler:
CAPITULO VI: inquietud.



Exactamente no supo que hizo después de ver esos ojos escarlatas, pero una sensación extraña la embargó, algo intimidante, no tuvo miedo o pánico, ella no se dejaba llevar tan fácilmente por esas sensaciones, más sin embargo la palabra con la que se describiría en ese momento sería…inquietud.

Inquietud por esos ojos, quizás fue su imaginación y lo mas probable es que así fuese, vamos a la realidad ¿Dónde se ha visto que de un momento a otro le cambien los ojos a alguien?, y no es solamente eso, lo que de verdad le inquietaba era el color y la rareza, ¡eran rojos por todos los cielos!, pareciera que fuera un demonio, además tenia unos extraños detalles negros, como si de comillas se tratase.

Si recordaba que en ese momento inquietante lo único que izo fue abrir desmesuradamente sus ojos, pero solo por menos de un segundo, porque giro el rostro y camino hacia la cocina como si no hubiera pasado nada, en su interior agradecía ser ella la que vio eso, al margen de que fuera verdad o no, porque si es verdad y lo hubiera visto Hinata o Ino ¡los problemas que ya tendría!, se adentro a la cocina recargo su cuerpo en una pared cercana, las demás hablaban entre contentas y nerviosas, Hinata seguramente estaría roja como un tomate, pero de verdad estaba ausente, aunque tratase de convencerse de que todo fue un malentendido y que seguramente sus ojos o su cabeza, o ambos, le estaban jugando una mala pasada no podía dejar de estar nerviosa, ¿y si lo que vio no fue una alucinación?, últimamente estaba pensando que los fantasmas no eran el verdadero secreto de ese lugar, Tsunade lo dejo claro una vez, y haberlo dicho no la tranquilizo, por el contrario la puso nerviosa.

De pronto se puso a pensar en sus amigas, en sus compañeras de trabajo, esos ojos rojos no podían ser de algo bueno, y aunque tratase de convencerse de lo contrario lo cierto es que no le daba buena espina ningún integrante Uchiha, incluidos los amigos de ellos y los mellizos, si, era ridículo pensar que unos adorables niñitos de cinco años podrían hacer daño, pero no podía ignorar lo que su instinto le decía…cuidado, cuidado con ellos.

Si lo que su interior le decía era cierto y si algo malvado había tras esa excéntrica familia y amistades, no se quedaría de brazos cruzados, aun no consideraba que se hallasen en peligro, pero no iba a permitir que les hicieran algo a sus amigas, prefería morir y sacrificarse ella a verlas padecer, no quería tener que volver a tapar un cuerpo, no quería volver a poner flores en una tumba vacía y silenciosa, lo cierto es que las tumbas no significaban nada para ella, solo eran un pedazo de roca fría donde bajo la tierra en un cajón solo se halla hueso, quizás era un pensamiento frívolo, pero nada le devolvería lo que perdió, nada le devolvería a la vida a sus padres.

/////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////

Tsunade era la que mas rápido se percato del gesto ausente de la pelirosa, el poco tiempo que ella la conocía le había cogido mucho cariño, esa niña que no seguía sus reglas de ojos jade era joven pero muy madura, no conocía mucho de su historia pero por lo que le contaron Ino y Hinata no tuvo una vida feliz, y eso se notaba en sus expresiones y en su carácter, mostrándose siempre recelosa pero a la vez preocupada por la seguridad de las demás, era claro que como se mostraba era una coraza, la rubia de dos coletas tenia mucha experiencia en la vida y sabia diferenciar quien era desinteresado y frívolo y quien lo aparentaba, y estaba segura de que Sakura Haruno se había creado una coraza para protegerse de la vida misma, el problema es que seguramente ella misma no lo sabia.

Esperaba que todas las chicas se quedaran impresionadas con el porte de los muchachos, no esperaba que Sakura no lo hiciera para ser sincera, con la ayuda de Glenfield y luego de hacer formar a las jóvenes y tener una pequeña disputa de miradas con la pelirosada se encamino a la cabecera de la fila, vigilando cada una de las expresiones de sus “subordinadas”, cuando las puertas se abrieron entraron los familiares y amigos e instantáneamente con un gesto que ya había aclarado con anterioridad ella y las chicas hicieron una reverencia, río en su interior al ver a Sakura con una cara que asustaría al mismísimo Satanás por hacer tal acto, era obvio que esa chica no había aprendido lo mínimo de etiqueta pero también podía ser posible que le molestase rebajarse ante los demás, conociéndola se imaginaba que era mas la segunda opción, Ino y Alice peleaban con las miradas por Sai, la Hyuuga estaba colorada por la aparición de Naruto, ese idiota, odiaba al mejor amigo de Sasuke, ya que ese rubio todo el tiempo le decía vieja o en su defecto abuela, chasqueo la lengua al recordarlo, Alice también estaba por decirlo deslumbrada con el Uzumaki, y dejo lo mejor para el final, Sakura obviamente estaba aburrida con el asunto y podía apostarlo todo en que preferiría irse a limpiar cualquier parte del castillo a tener que estar allí, pero su expresión cambio cuando vio al menor del matrimonio Uchiha, no diría que estaba embobada con el azabache, de hecho estaba a mil años luz de esa actitud, pero ya no mostraba el mismo semblante desinteresado de antes, “ asíque te fijaste en Sasuke Uchiha ¿he señorita de piedra? Parece que no eres tan frívola Haruno”, luego le pareció que en su rostro aparecía la duda y por ultimo ira para girar el rostro y mirar hacia otro lado, “jóvenes, creen que solo por serlo son invencibles, lanzados y piensan que ningún sentimiento puede con ellos”.

Se canso de todo lo demás y decidió que ya era hora de dar pie de salida, las chicas la miraron, la siguieron, hasta ahí todo normal, se quedo esperando un momentito en el marco de la puerta de la cocina y por un momento le pareció ver como Sakura y Sasuke intercambiaban una mirada breve que fue cortada por la ojijade ya que su semblante cambio a uno sorprendido, acelero el paso y se metió de lleno en la habitación, y allí se encontraba, apoyada en la pared mas próxima que encontró, callada y fuera de toda la conversación de las demás, de por si no era una chica con la que puedes hablar fluidamente mas de diez minutos pero por alguna razón le llamo la atención su repentina actitud.

////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////

Tsunade se acerco a Sakura y se quedo al lado de ella en silencio, la ojijade no parecía haberse dado cuenta de que estaba allí o no le importaba asíque la rubia decidió hablar.

- ¿Qué te pasa niñata? ¿Sasuke es demasiado lindo para tus nervios de acero?

- tsk… ni un poco – contesto con sorna Sakura.

- Oh bueno pero ¿Qué te paso?, se que Sasuke es intimidante pero tampoco para tenerle pavor, bueno al menos pensé que tu no lo tendrías.

- Ja ¿yo tenerle miedo? ¡por favor Tsunade no sea ridícula!

- Ya, deberías tener un poquito de humildad – desafío la ojimiel

- La tengo, de hecho no me creo mejor que nadie, pero me molesta que se metan conmigo

- ¿te molesta que se metan contigo o con tus sentimientos?

Sakura no contesto, miro con odio contenido a Tsunade y salio de allí dando un portazo, se dirigió hacia las caballerizas “¿pero quien rayos se cree que es esa anciana con intentos de ser joven? ¡No tiene idea de quien soy!”.

La noche estaba cayendo silenciosa, tanto que la pelirosa no se dio cuenta, estaba sentada en un tronquito de madera que se hallaba por ahí, tratando de calmarse y no golpear a alguien porque en el estado furioso en el que estaba podía aparecérsele una monja para decirle hola y la correría a las patadas, de verdad le molestaba la gente que se metía en lo que no le importaba, ¡ella no lo hacia! Por lo tanto esperaba que hicieran lo mismo con ella, estaba extrañada de que Kiba o Akamaru no se apareciesen pero que mas daba, mejor por ella, no tenía ganas ni humor para que esos dos decidieran aparecerse y molestarla con alguno de sus caprichos.

Y la noche seguía cayendo lentamente…

/////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////

Hinata estaba preocupada por Sakura, hacia ya al menos media hora que la pelirosa se fue dando un portazo, todas se sorprendieron ante esa actitud y los ojos acusadores se posaron en Tsunade que no hacia mas que carcajearse.

¿Que le abra dicho Tsunade-sama para que Sakura-chan reaccione así? Ella nunca pierde la calma a menos…

Amenos que se metan con su vida, sus sentimientos, sus pensamientos… ella e Ino aprendieron eso muy bien, Sakura ayudaba y daba consejos gustosa al que lo necesitara, pero no le gustaba que se los dieran a ella.

Yo puedo manejar mi vida sola Hinata, por favor no te entrometas

Hinata se acerco titubeante a Tsunade, lo cierto es que la rubia tenia mal carácter y no quería enfrentársele porque no tenia las agallas de Sakura, de verdad su amiga merecía una medalla de honor entregada por las fuerzas armadas por contestarle o llevarle la contraria a la violenta ama de llaves, pero necesitaba quitarse la duda de la actitud de su amiga.

- esto… Tsunade-sama ¿me podría contestar algo? – estaba sumamente nerviosa y sujetaba sus propias manos con férrea voluntad buscando protección.

- ¿Qué quieres mocosa? – Tsunade mientras limpiaba los trastos con gesto desinteresado a la ojiperla.

- Quería preguntarle que fue lo que ocurrió con Sakura-chan

- ¿lo que paso con esa maleducada? ¡ja!, pensaba que era madura pero es todo lo contrario, simplemente hable de un hecho más que trivial y la muy latosa se marcho como alma que lleva el diablo.

- ¿seguro que no se metió con su vida? Ella odia que hagan eso

- Valla amiga arrogante que te buscaste…si yo fuera tu – pero fue interrumpida

- ¡no es eso! – alzo un poco la voz para luego bajarla avergonzada – sa-Sakura-chan ha pasado por arduas cosas en la vida y por eso ella es así, ¡pero no es arrogante!, solo…solo esta acostumbrada a llevar los problemas sola.

Tsunade guardo silencio por un momento para contestarle a la Hyuuga – supongo que no debe ser tan berrinchuda si tiene amigas como tu que la defienden tanto.

- ¡o si!, Sakura-chan…ella ha hecho mu-mucho por mi y por Ino-chan, por eso le tengo un gran respeto y cariño

- se nota, pero dile que no sea tan fácil de provocar, se ganara arrugas antes de tiempo

Tsunade se marcho de allí, seguramente hastiada de la situación, Hinata suspiro contenta, al fin habían entendido a su amiga aunque sea un poco, Sakura quizás podía parecer grosera, frívola y poco delicada, podía ser muy ruda para decir las cosas, como aquella vez

/////////// Flash back/////////////////////////////////////////////////////////////////////

Hinata Hyuuga lloraba amenamente sobre las tumbas de sus padres, no había podido ser lo suficientemente fuerte para identificar los cuerpos y tubo que pedirle a su amiga Sakura Haruno que lo hiciera por ella, había sido muy egoísta, sabia el trauma que pesaba cada día en los hombros de su mejor amiga, que odiaba los cuerpos, las tumbas, los velorios, y sin embargo allí estaba, a su lado, erguida y mirando la nada, con ese vestido negro y zapatos de tacón de igual color, imposible de creer en ella ya que no era de usar esos zapatos, con su cabello rosa largo y mojado por la incesante lluvia y parecía no impórtale ya que no se había ni siquiera propuesto abrir el paraguas.
A si como tampoco a ella le importaba… Hinata estaba arrodillada sobre las tumbas de sus padres, ni siquiera sabia si su rostro estaba mojado por la lluvia o por sus propias lagrimas, estaba destrozada, no creía poder superar esto, ella era una niñita mimada, nunca había tenido que tomar decisiones por su propia cuenta ya que sus padres siempre estaban allí para ayudarla o para escoger por ella y nunca se había avergonzado por eso, de hecho lo agradecía ya que sabia que el mundo era cruel y sus padres se habían esforzado por mantenerla en un mundo feliz.

En un mundo que no existe…

Fueron las palabras de su amiga Sakura hace muchos años antes de que tuviera que mudarse otra vez por otro tutor fallecido, hasta ese momento no le creía, no creía que el mundo y la vida fueran tan crueles y arduos, pero era porque no la entendía, no entendía a Sakura porque no había tenido que pasar por lo mismo que ella, pero ahora se topaba con una enorme pared, la pared de la realidad, que le gritaba constantemente estas sola…

Pero no era del todo cierto, contaba con Sakura y con su nueva amiga Ino, que a pesar de no haberla conocido hace mucho demostraba ser una chica algo excéntrica pero confiable, en el velorio mucha gente se había retirado ya, incluso Ino y su familia y solo quedaban ella, Sakura y algunos amigos cercanos.

- ya supéralo Hinata, no vale la pena que le llores a la nada.

Hinata levanto la vista asombrada por el tono tan seco y frívolo de Sakura, tan desprovisto de sentimientos, desde atrás podía escuchar a los demás hablar mal de la pelirosa, diciendo cosas como :”¡pero que arrogante esa muchacha!, ¿acaso no tiene consideración por la pobre Hyuuga?, valla amigas que se busca esa niña”, frunció el seño, no quería que hablaran mal de Sakura, ¿¡que sabían ellos por lo que su amiga había pasado!?, mas sin embargo Sakura dio una pequeña risita de mofa.

- si de verdad les interesa tanto Hinata ¿porque no dicen lo mismo que han dicho solo que ami y no andar cuchicheando por atrás como cobardes? – y nuevamente salio de sus labios ese tono tan gélido, nadie abrió la boca, esa muchacha de cabello rosado era muy ruda incluso para todos los de allí.


El funeral había terminado y ambas se marchaban a la casa de la ojijade, la morocha no había querido ir a la casa de sus abuelos ya que no se llevaba bien con ellos y no quería que pidieran su tenencia, no después de saber que tendría que mudarse y dejar todo atrás, además no faltaba mucho para su mayoría de edad, en el camino Hinata notaba a Sakura mas inexpresiva y silenciosa que nunca, pareciera que caminase gracias a un piloto automático, apuño las manos y las lagrimas luchaban por salir, le había lastimado, sabia que ella odiaba todo eso, todo lo relacionado con la muerte y era de entender, llevaba mucho peso sobre sus hombros, bajo la cabeza totalmente triste, no hacia nada bien y se comporto como una autentica egoísta al rogarle a Sakura que la acompañase al entierro, pero de pronto la pelirosa se detuvo y la ojiperla también detuvo su andar.

- perdóname Hinata, perdóname por no haberte dado palabras de apoyo es solo que…- mordió su labio inferior tratando de hallar las palabras- es solo que no creo en los milagros o en palabras vacías como “todo pasara, ya te pondrás bien ya lo veras” eso no es cierto, nunca se puede olvidar a los padres y te lo digo por experiencia – a Hinata le pareció que su mirada jade se oscurecía a cada palabra.

- no digas mas Sakura no hace falta – lo que menos quería es que su mejor amiga se pusiera mal.

- No, déjame hablar, yo no voy a decirte que los olvidaras y que podrás superarlo, no es bueno olvidar, pero… - extendió su mano hacia la ojiperla- te acompañare con tu dolor porque yo también lo siento y te entiendo – le dedico una sonrisa pequeña y algo triste, pero muy sincera.

Hinata contuvo las lagrimas por menos de un segundo para luelo estallar en llanto, eso era lo que quería, no quería que la hicieran olvidar solo quería que la acompañasen en su dolor, que la apoyasen en ese trance tan doloroso, abrazo con fuerza a Sakura mientras daba caída libre a su llanto, la pelirosa se descoloco un poco pero luego correspondió el abrazo, la abrazo con fuerza, diciéndole a su manera yo te entiendo, yo te acompaño.

//////////////////////fin flash back/////////////////////////////////////////////////////////////////////


Sakura podía ser muy ruda y no era buena para entender los sentimientos pero a pesar de todo era como había dicho Tsunade, ella tenia grandes virtudes aunque no las demostrase muy a menudo, de hecho no, las demostraba solo que a su manera, con sus chistes irónicos que siempre mosqueaban a Ino pero que solo lo hacia para hacerlas reír, con sus sabios consejos, con sus sonrisas pequeñas pero sinceras, con su afán por proteger a toda persona que considere buena y de confianza, quizás la personalidad de Sakura era chocante al inicio y a primera vista se viera orgullosa y hasta arrogante, pero solo había que conocerla un poco para darse cuenta que solo lo hacia para protegerse.

La pelirosa era una persona completamente misteriosa incluso para Hinata e Ino, que a pesar de conocerla de hace mucho no la conocían del todo, no era sencillo entrar a ese corazón tan cerrado, dolido y golpeado por la vida, Hinata suspiro ante ese pensamiento para mirar por la puerta por la cual antes Sakura se marcho, solo espero que haya alguien que pueda entrar en ese corazón.

/////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////

- ¡Oh vamos Sakura-chan ayúdanos!

- ¡olvídalo Kiba! Estoy harta de tus caprichos ¿quieres algo? ¡consíguelo tu mismo!

- Oh bueno hoy estas de un humor de perros – se quejo el muchacho de cabello café.

- ¡guau oye!

- Jeje lo siento Akamaru, no era esa mi intención – decía mientras se acariciaba la nuca – bueno Sakura-chan nos vamos, “conseguiremos los huesos por nosotros mismos” – lo ultimo no dijo en burla y tratando de imitar a Sakura (en una pésima imitación xD)

- entupido Kiba, (acuérdense: inclinación pensamientos) ¡bueno ya lárguense! Los dos me dejan una terrible jaqueca.

- De acuerdo nos vamos, pero no te quedes sola aquí mucho tiempo, ya se ha anochecido – y sin mas desapareció junto a su fiel amigo peludo.

- uy que miedo, apuesto a que me atacaran las lechuzas asesinas o las gárgolas – pensaba la pelirosa con mofa – aunque pensándolo bien será mejor que ya me entre a la mansión, de pronto el viento se ha puesto muy frío.

Sakura se levanto del tronquito y se estiro un poco ya que se había acalambrado por estar tanto tiempo sentada, pero de pronto escucho unos pasos a su espalda y por instinto tomo un fierro que se hallaba a su costado para darse la vuela y encarar a su “atacante”.

- espero que no pienses golpearme con eso – un azabache con ojos negros ónix la miraba divertido.

- tu… - no alcanzaban las palabras para explicar la vergüenza que estaba sintiendo en ese momento, no solamente había quedado como una psicópata agresiva sino también como una despistada, y para empeorar la situación el idiota de Sasuke Uchiha la miraba con la burla pintada en los ojos y con una media sonrisa de autosuficiencia detestable… pero a la vez atrayente.

- ¿y a que viene ese pensamiento Sakura? Vamos mejor contéstale algo un poco altanero para que no se le suban los humos, ¿y tu que haces aquí? ¿o debo decirle Sasuke-sama? – le dedico una mirada desafiante y trato de calmarse pero la verdad estaba molesta, podía perder el trabajo pero no dejaría que se burlasen de ella.

- Hmp… valla que eres fácil de provocar, molesta – se dio media vuelta y desapareció de la vista de la pelirosa.

¿¡Que!?

Era el colmo, fue lo mismo que le dijo Tsunade, ¡ese tipo era totalmente irritante! ¿y cuantas palabras había cruzado con el? Menos de veinte era seguro y ya le había hecho la cruz, si de entrada lo odiaba no se imaginaba como seria después, estuvo tentada de hacerle una llave de judo y dejarlo inmovilizado un par de semanas pero luego lo recapacito, significaba un despido directo, debía calmarse y concentrarse en su trabajo pero ¿Qué demonios tenia ese tipo que la ofuscaba tanto?, ¿acaso había encontrado un digno rival? ¡Por favor! Ese solo era un niño ricachon y consentido, pronto le borraría esa sonrisita perversa y arrogante del rostro.

No sabía si existía el amor a primera vista y lo dudaba, pero estaba segura de una cosa: si existía el odio a primera vista.

avatar
micka-chan
Nuevo
Nuevo

Mensajes : 22
Fecha de inscripción : 13/12/2010
Edad : 22

Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  Invitado el Lun Feb 28, 2011 8:23 pm

Wow!!
uuuyyyy yo tambien hubiera querido quitarle esa sonrisita patetica sasuke
ok... ya me calmo...
aaaahhh!! como sasuke puede ser tan lindo??
T_T no me gusta cuando le dice molesta T_T
pero me rei demsiado con el encuentro de ella y el jajajaja xD
anyway
me encanto tu conti!!! estoy superemocionadisima
por saber que va hacer tanto Saku como Sasuke ♥♥
awww gracias por ese beso, cuenta conmigo para lo que necesites ^^
ademas, como perderme de tan excelente fic??? jejejeje ^^U
yo tambien te mando un beso y me dejaste intrigada con todo eso de que faltan cositas o.O
nah!! espero con ansias la conti!! ^^

Sayito!!

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  princesita_anime_Hikary el Mar Mar 08, 2011 9:13 pm

NIE NIE AMIGAAA¡¡¡¡¡ WAAA¡¡¡¡¡¡ Aww Aww ESPECTACULAR EL CAPITULO.....
Ota: *subida a mi espalda y tapandome la boca* FACINANTE, MARAVILLOSO, SENTIMENTAL, TRASMITESTE COMO SE SENTIA HINATA ANTE LA PREOCUPACION POR SAKURA, Y COMO LA FRUSTRACION DE SAKURA LE ATORMENTABA......Y EN EL ENCUENTRO DE AMBOS (DE SASUKE Y SAKURA) SENTI COMO SI SAKURA NO SUPIERA COMO ACTUAR Y LA INVADIO UN MEDIO POR LO QUE LE DIRIA, TAMBIEN LO DEL ODIO A PRIMERA VISTA....AHHH¡¡¡¡ ME EH KEDADO SIN PALABRA SPARA EXPRESAR LO QFABULOSO DEL FINC, LA PARTE K MÁS ME IMPACTO, FUE DONDE DESCRIBIAS LOS SENTIMIENTOS DE HINATA Y DE SAKURA, LOGRANDO TRASMITORLOS Y KEDARSE CON CARA DE: "...ZTHA TIPA AH SUFRIDO DE VERDAD Haa ...".....*interrumpcion por parte mia*
ERES UNA MAL EDUCADA....YO KERIA DECIR TODO ESO BAKA DE PRIMERA Evil or Very Mad Evil or Very Mad
Ota: ¬u¬ te gane xD xD xD xD
WA! WA! WA! WA!

BUENO BUENO ya k Ota me kito MIS comentarios,me eh kedado coprta de palabras, asi k solo me keda decirte
Ota: NOS KEDA DECIRTE por favor
amargada ¬¬#...

BOLA: TRAE CONTIIIIIIIIIIIIIIIIIIII¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!


SAYYOOOOOOOOOOOOOOOO¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡ Hi! Hi! Hi! Hi!

P.D. Inuyasha y Seshomaru: YA VAMOS PARA ARGENTINA¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡.....¬¬# cuida a mi hijo en lo k voe



P.D. Kagome: no te creas micka-chan

P.D. mia ( xD ): ESPERO CONTI MUY PRONTO NO TARDES ONEGAI¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡

princesita_anime_Hikary
Nuevo
Nuevo

Mensajes : 7
Fecha de inscripción : 16/12/2010
Edad : 22

Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  micka-chan el Dom Mayo 01, 2011 8:42 pm

gomen si no puedo responder los coments como siempre hago pero ando corta de tiempo jeje, aqui la conti ^^


Spoiler:
CAPITULO XII: Escondidas


Ese día se había levantado del lado contrario de la cama, por no decir de pésimo humor, apenas salio el sol, como de costumbre, se levanto y dirigió hacia el baño sin siquiera ver a sus amigas, pero lo mas probable es que aun estuvieran durmiendo o al menos Ino lo estaría haciendo.

Los últimos días habían sido de terror, solo junten todo: los pedidos del LFI traducido como “Los Fantasmas Insoportables”, que por supuesto eran Matsuri, Kiba y Akamaru, realmente no sabia como es que se las ingeniaban para pedirle tantas estupideces juntas, seguramente lo hacían a propósito para molestarla ya que lo normal seria gritar y mojar los pantalones cuando uno ve a un fantasma, y de hecho parecía que eso les encantaba, pero como la pelirosa no lo hizo lo mas probable es que se complotaban para pedir la cosa mas ilógica del planeta cuando tenían oportunidad solo para terminar de extinguir su paciencia. Ino que ya de por si buscaba la manera de fastidiarla y nunca resultaba, ya que Sakura jamás le daba el gusto de hacerla enojar, ahora inconscientemente lo hacia ya que vivía peleando con Alice, insoportables era la mejor palabra que alguien pudo inventar, y lo peor era que se potenciaba por la llegada del perdedor de Sai o como se llame; Tsunade y “su ojo clínico” eran cada día mas difíciles de pasar, haz esto, haz lo otro, ¡rayos!, ¿acaso era demasiado pedir dos minutos de descanso?, pues para la rubia cincuentona de dos coletas parecía que la palabra “descanso” no existía, Glenfield y sus malditas reglas sobre el uniforme, Naruto y su nulo sentido de “no hablar alto”, Hinata y sus sonrojos, bueno no era que le molestara demasiado, pero si cada vez que el cabeza hueca de Naruto le hablaba a la ojiperla esta se desmayaba y debían “resucitarla” no era algo muy divertido que digamos, la monótona cara del señor Fugaku de “todo me es indiferente”, ¿es que acaso no tenia otra?, los mellicitos y sus travesuras y como “as bajo la manga” la simple presencia de Sasuke, perdón “Sasuke-sama”, era suficiente para golpearse sola con la escoba.

Conclusión: ¡odiaba a todos!

Y la situación parecía no mejorar, ya que apenas salio de la habitación y caminaba tranquila, como demasiadas pocas veces en el día, al final del corredor los mellizos Ryu y Himeko la miraban con un rostro casi angelical.

Pero ami no me van a engañar, claro que no.

Si de algo se podía jactar la pelirosa, y de lo que todos o la mayoría sabían en ese castillo, es que Sakura era tan astuta como observadora, y que con unos pocos días, o incluso horas podía conocer a alguien como a la palma de su mano, y eso podía ser perjudicial para mucha gente, incluidos los traviesos mellizos.
Pero para mala suerte de la muchacha, los mellizos contaban con astucia y algo que la ojijade no contaba, ternura, ¡y es que no se le podía negar ningún pedido a esos dos!, eran mucho mas bellos que los mejores muñequitos de porcelana de las abuelas, eso sin contar que aunque sus ojos eran realmente oscuros parecían tener brillo propio a la hora de convencer a alguien.

Malditos pequeños del demonio, era poco pensar eso, realmente Sakura se frustraba ante esas situaciones de “debilidad”, tampoco era un pecado dejarse convencer por esos dos pero ella no era el tipo de persona sencilla de comprender.

- buenos días Sakura – ambos la saludaron con las mismas palabras y al mismo momento, Himeko con sus pequeñas manos entrelazadas hacia delante y Ryu con ambos brazos a los costados de su torso.

- buenos días pequeños – le molestaba que la saludaran de esa manera tan “militar”, y es que aunque fuera un saludo sumamente respetuoso era demasiado extraño para ella…una chica realmente normal.

- Te estuvimos esperando – la niña le sonrió de manera tierna pero la pelirosa podía notar una doble intención en ello.

¡Rayos!, ella se levantaba realmente temprano y ¿Cómo era posible que dos niños de cinco años se levantaran tan temprano?, se supone que son niños y lo normal es que duerman hasta el medio día o quizás mas, pero no podía atentar contra ello, también en su niñez ella no era de dormir mucho.

- primero que nada no me traten así…me molesta tanta…cordialidad, ¿bien?

- ¡si! – respondieron los pequeños

- Amm… ¿podemos llamarte Sakura-chan? – pregunto Himeko con algo de timidez.

- Claro que si- Sakura sonrió conforme, jamás se acostumbraría al protocolo y lo demás.

- Queríamos pedirte algo- esta vez hablo Ryu, pero con algo de fastidio que la ojijade noto.

- ¡queremos jugar a las escondidas! Y es aburrido solo con Ryu-lo dijo mirando de mala gana a su hermano mayor solo por minutos.

¿¡Hablaban en serio!? ¿Acaso ella estaba todo el día mirando las nubes o hablándole a los pájaros?, ¡claro que no!, ella trabajaba en ese antiguo castillo y no tenia tiempo que perder para jugar a las escondidas, además si por esas extrañas razones de la vida aceptaba su juego, ¡los problemas que tendría luego!, solo tenia que imaginar a Tsunade y a Glenfield detrás suyo, fastidiándola a cada segundo por haber descuidado su trabajo, ¡la despedirían sin titubear! Y para colmo ella no se llevaba para nada bien con uno de los patrones, osease el pedante entupido tío de los mellizos, Sasuke, ¡rayos! El solo recordarlo le amargaba el día.

Pero volviendo a la realidad, ¿Cómo podía escaparse de esos dos?, no tendría problema en decirles un simple y seco no, pero para su muy mala suerte esos niños eran los adorados de la familia y por tanto un hueso difícil de roer, y además aunque no le gustara admitirlo ella amaba a los niños y tratarlos mal era algo que no estaba en su naturaleza, defendía con uñas y dientes a los niños, abuelos y mujeres, por algo de vez en cuando la llamaban “dictadora feminista” en la escuela, pero eso era un tema aparte…

- ¿Por qué no juegan ustedes dos solos? – lo único que le faltaba era también ser niñera.

- francamente yo no quiero jugar – confeso Ryu sin ningún problema

- oh ¡hermano eres un aburrido!, ¿ves Sakura-chan? Ryu-kun no quiere jugar con migo – puso ojitos de cachorro

- me pregunto por que… Hime-chan lo lamento, pero en este momento estoy trabajando y no puedo jugar con tigo, mientras tenga el uniforme es imposible que juegue con ustedes – termino de explicar la pelirosa.

- Con que mientras tengas el uniforme ¿no? – musito la pequeña -¡yo puedo arreglar eso!, ¡espera aquí! – sin mas la pequeña Uchiha salio corriendo a quien sabe donde.

- ¿Qué planea tu hermana? – le pregunto Sakura a Ryu – estoy segura que no será nada bueno – pensó con cierto temor la pelirosa.

- No tengo idea, pero mi hermanita siempre se sale con la suya.

- Eso es lo que me preocupa – murmuro la ojijade.

Al poco tiempo apareció Himeko corriendo a todo lo que daba por el corredor, Sakura la miro completamente desentendida, sin embargo se puso en una posición de saludo en cuanto vio llegar a Mikoto-sama y a Shizune-san, ambas le sonrieron.

- mama, abuela, ¿pueden darle un rato libre a Sakura-chan?, es que queremos jugar a las escondidas – pidió mientras sonaba lo mas tierna y convincente posible.

- yo no he dicho nada – aclaro el niño calmado pero algo molesto

- eh…pero… - ¡genial!, ahora las patronas pensarían que manipulo a los mellizos para no trabajar.

- ¡Por favor, por favor, por favor!

- Por mi no hay problema, pero Sakura es la que debe aceptar o no – dijo Mikoto

- Niños, no molesten a Sakura, esta ocupada- los regaño Shizune, pero eso no parecía una reprimenda, ya que la pelinegra no sonaba enfadada.

- Bueno… - estaba a punto de negarse, pero involuntariamente miro a Himeko, ¡y fue un grave error!, esta la miraba prácticamente con los ojos llorosos, mantenía las manos unidas en gesto de suplica y sin mencionar el pequeño puchero que hacia con los labios, la pelirosa suspiro- esta bien.

- ¡Si si si! – Himeko empezó a dar brinquitos de felicidad mientras arrastraba del bazo a Ryu y a Sakura a un pilar cercano para empezar la cuenta clásica de las escondidas.

- Valla actriz – pensó la pelirosa con sorna mientras maldecía una y otra vez los dotes de esa pequeña.

/////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////

Como era de esperarse esa diablilla me dijo que yo era la que debía buscarlos, me dio gracia Ryu, estaba muy molesto y era evidente el porque, no le gustaba ese juego y además creo que menos le gustaba que su hermanita lo obligara, pero como el mismo dijo “Himeko siempre se sale con la suya”, y eso para mi de ahora en adelante será palabra santa.

“uno, dos, tres” comencé a contar en tono moderadamente alto para que los mellizos escucharan, paso menos de la que espere cuando escuche las risitas y pasos contentos de la pequeña y los de mala gana de Ryu, pero no paso mucho tiempo cuando ya no escuche nada mas, solo conté hasta cuarenta, ni crean que llegaría hasta cien, cuando me di vuelta y retire mi brazo de los ojos estos se nublaron un poco, pero me termine de acostumbrar y emprendí la búsqueda de los niños, los busque por los alrededores pero nada, bajo las escaleras y un par de habitaciones…nada, casi casi me tropiezo con Tsunade pero me oculte detrás de una armadura antigua de decoración de la sala de estar, para evitar explicaciones innecesarias, ¡cielos!, esos niños si que sabían esconderse, cuando era pequeña y mis padres aun estaban vivos adoraba jugar a las escondidas, y siempre jugaba con Hinata y un par de niños del barrio, todos mis compañeritos me escogían como “la capitán” para que corriera hacia el mástil y gritar “pica por todos” así salvaba a todos mientras el pobre condenado que tenia que contar continuara en lo suyo, recuerdo que jamás era la que contaba por dos razones: 1_ corría demasiado rápido, de hecho sigo siendo veloz, y a ninguno le convenía que fuera la que contara y 2_ tenia (y tengo) un oído biónico, y al mas mínimo murmullo o sonido ya sabia donde se escondían.

Decidí quedarme en silencio, a la espera, como un león acechando a una gacela, pero no oía nada, de repente escuche un fuerte pisotón a mis espaldas que me congelo la sangre y al darme la vuelta los pequeños me miraban burlones, ¿¡como era posible que no los haya escuchado!? O mas importante, ¿¡como ellos me escucharon a mi!? Decidí pararme y no quedarme en cuclillas allí como una idiota pero apenas empecé a correrlos me sorprendió lo veloces que eran, ¡no podía alcanzarlos! Mientras corrían por la escalera se reían, incluso Ryu, “¡eres muy lenta!” me decían, ¡entonces esto iba a ir en serio!, tome velocidad, como cuando corría los cien metros de la escuela, de las cuales siempre ganaba las carreras y me fui acercando a ellos a velocidad alarmante, pero cuando creí que los tenia abrieron una puerta y me bloquearon el paso, fruncí el seño y me incline un poco para recobrar el aliento, no es bueno correr sin un calentamiento previo pero no me importaba en absoluto, de pronto me di cuenta que no había estado en ese lugar antes, los niños habían atravesado una de las puertas de ese pequeño pasillo pero a la derecha había otra puerta , esta parecía muy vieja, apoye el oído en la madera y cerré los ojos, no sabia por que pero me pareció escuchar algo.

/////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////

Sakura acerco su blanquecina mano a la perilla de la puerta, la izo girar y la puerta abrió, se sorprendió puesto que habría jurado que estaba cerrada como la mayoría de las puertas del castillo, y ahora que lo meditaba era difícil de creer que a una empleada domestica le restrinjan la entrada a tantas habitaciones, pero eso por ahora no importaba, pecho un poco la puerta e hizo un chirrido como las típicas películas de terror, frente a ella había un pasillo sumamente estrecho, las paredes a sus costados eran de piedra, había un par de antorchas que iluminaban colgadas de la pared y todo eso iba en bajada, se sorprendió mucho porque a medida que avanzaba las escaleras la llevaban cada vez mas abajo, parecía tratarse de una escalera de caracol puesto que a la vez giraba como si de una espiral se tratase para encontrarse con mas escaleras, empezó a sentirse algo inquieta, no era la clase de lugar a la que una persona normal le gustaría estar, por fin y luego de un trayecto que parecía interminable apareció en otra habitación, el lugar seguía protegido por muros de piedra pero al menos ahora lo iluminaba dos foquitos de luz, lo cual le parecía mejor a la ojijade puesto que no le gusto para nada el ambiente medieval de la escalera en caracol, de pronto su cabeza empezó a maquinar la idea de que estaba en el sótano, y se suponía que en ese lugar no podía estar…

/////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////

Un azabache de ojos ónix se encontraba en la biblioteca, una de las pocas pasiones o pasatiempos que tenia era la lectura, era lo único que lo relajaba hasta que escucho como la puerta doble del lugar donde estaba se habría sonoramente y tras ella emergían dos niños con sonrisas radiantes, Sasuke levanto una ceja intrigado, esos enanos tenían suerte, si hubiera sido cualquier otro hubiera pagado caro el precio de haberlo distraído.

- ah hola tío Sasuke – la pequeña Himeko le sonreía ampliamente

Ryu solo se limito a saludarlo con la mirada.

- hmp, ¿se puede saber porque entraron como si los siguiera alguien?

- estábamos jugando a las escondidas – explico la niña

Sasuke miro intrigado a Ryu, ¿Ryu jugando a las escondidas?, debía de ser lo mas extraño que había escuchado en años, el niño desvió la mirada avergonzado, los Uchiha eran hombres serios y el no debía ser la excepción, su “adorada” hermanita lo había dejado en ridículo frente a su tío, que quizás era el mas exigente, incluso mas que su abuelo.

- ¡o no! – exclamo Himeko – perdimos a Sakura

- ¿la sirvienta de cabello rosa? –inmediatamente Sasuke recordó a la chica del establo, con la cual no inicio muy bien su relación

- Es verdad, venia tras nosotros, casi nos alcanza – comento Ryu.

- ¿casi los alcanza? – Sasuke frunció el seño y empezó a pensar, si la chica no aparecía probablemente se haya topado con la puerta del sótano, y ¿había cerrado la puerta?, no lo recordaba.

Se levanto de su cómodo sillón de mala gana y salio directo a la entrada del sótano, no le convenía a nadie que esa chica descubriera algo que no debía saber, no iba a arriesgarse, si la encontraba en algo raro iba a tomar medidas.

Llego a la puerta del sótano y la abrió silenciosamente, bajo veloz pero en silencio por las escaleras y se escondió detrás de uno de los pilares de ese excéntrico sótano mientras veía como la pelirosa miraba extrañada todo el ambiente, “hmp, evidentemente esta chica no ha descubierto nada” pensó con mofa el azabache.

/////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////

Luego de ver un poco el sótano me pareció escuchar una pisadas sumamente suaves, así que deduje que alguien estaba caminando fuera, y sino no tendría problema en esconderme tras uno de esos grandes pilares, mis amigas siempre me cargaban de que era sumamente delgada así que me aprovecharía de eso, pero volviendo al sótano el lugar era horrible y aterrador, entraba un viento helado de quien sabe donde y hacia bambolear los foquitos que colgaban de la pared, haciendo una iluminación irregular, unas gotas caían de unas tuberías oxidadas, habían algunos gabinetes de madera muy antiguos que no me atreví a inspeccionar, primero quedaría como una fisgona, y en segunda no me apetecía encontrar una araña por allí, aunque no dudaba que esos horribles bichos anduvieran por allí en sus casas de telarañas, mas allá había una puerta de metal que no me daba muy buena espina, y yo nunca atento contra mi intuición.

Pero quien sabe por que razón esta vez hice caso omiso a mi “sexto sentido”, avance hacia la puerta mientras el tintinear de las gotas cayendo al suelo acompañaban mis pasos que retumbaban en el vacío, justo cuando estaba por abrir la puerta…

- ¡hola Sakura-chan! – me grito Matsuri interponiéndose en mi camino

- Matsuri, ¿¡pero que rayos te pasa!? ¡no puedes gritarme así! – le dije en un tono moderadamente bajo pero ofuscado, ¿Qué tal si me habían descubierto por culpa de esta gritona?

- Oh que malhumorada – le resto importancia a mi enojo - ¿Cómo entraste aquí?

- Encontré la varita de un mago y aparecí aquí- le fui sarcástica pero pareció que no entendió porque sus ojos brillaron de emoción – estoy siendo sarcástica Matsuri, simplemente entre por la puerta – aclare

- Ya me parecía, ¡wow estoy sorprendida!, nadie se atreve a entrar aquí aunque tengan permiso - ¡maldición! Sabía que no tenía permitido estar aquí.

- No se si lo has notado, pero no me asusto con facilidad- conteste serena para cambiar de tema, ya estaba viendo el chantaje de Matsuri frente a mis ojos.

- ¡a si!, Kiba me contó que tienes unos nervios de acero, créeme, en esta mansión eso es un gran don – exclamo muy convencida, por un momento me pareció que lo decía muy en serio, eche un vistazo rápido a los alrededores, me parece que no estamos solas.

Y era verdad, tenia la sensación de que alguien mas estaba por ahí, en otra situación me pondría a buscar quien era, pero Matsuri estaba ahí y presentía que en cualquier momento me iba a delatar, podría ser muy traviesa pero yo era mas astuta así que me la llevaría de aquí y luego si volvía a saltar el tema vería alguna especie de trueque para callarla, no tenia idea de que ofrecerle a cambio de su silencio pero esa fantasma holgazana ya tendría algo preparado para mi.

Empuje escaleras arriba a Matsuri, pero se me complico ya que no quería tocarla porque primero pasaría de largo a la escalera y no tenia intención de terminar con moretones, además no me gusta la sensación de tocar un espectro, se siente frío y vacío, ella continuaba riéndose de cualquier cosa como por ejemplo que estaba nerviosa y yo trataba de calmarla, no me sorprendería que si apareciese Tsunade tras la puerta Matsuri desapareciera por una pared abandonándome a mi suerte así que apresure el paso, pero antes eche una ultima ojeada a la puerta de metal, con un poco mas de suerte volvería para ver que había detrás de esa puerta, pero hoy no seria el día y quizás estaba demasiado mal de la cabeza para aventurarme en un lugar así pero…la curiosidad gana.

/////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////

Esa chica pelirosa era mucho mas problemática de lo que hubiera imaginado, había visto con anterioridad a las demás sirvientas y eran tan miedosas que ni la punta del tacón pondrían en este sótano, pero ella era demasiado diferente, no solo por la extrañes de su cabello, sus ojos, jades y grandes pero a la vez con un atisbo de seriedad indescriptible, ¿Qué decir de su mirada? Completamente curiosa, me hubiera fastidiado de que anduviera husmeando de aquí para allá, pareciera que no tuviera modales, aunque no se atrevía a abrir ningún gabinete, pero ella, sus actitudes, me llamaban demasiado la atención, no me había dado cuenta de que tenia una piel demasiado blanca, casi llegando a mi pálido tono.

Tenia los sentidos muy alertas, y evidentemente se dio cuenta de mi presencia cuando irrumpí en el “vacío” sótano pero por algún motivo no se intereso demasiado, fije mi vista al punto de su atención y allí estaba la puerta plateada del extremo derecho, fruncí el seño, esta travesura se había terminado, me adelante con paso sigiloso y ella apoyo la mano en la puerta cuando esa fantasma hiperactiva que me recordaba tanto al dobe de Naruto apareció juste en frente de Sakura.

Luego la pelirosa trataba por todos los medios de callarla, seguro no quería que la aguda voz de Matsuri alertara a alguien de afuera, me encontraba muy divertido, esa chica de ojos jade tenia cualidades interesantes ya que a pesar de que a mi observación estaba nerviosa no se lo demostraba a Matsuri, hablaba tranquila y firme, luego caí en la cuenta de que eso tampoco era normal ¿no le tenia miedo, después de todo Matsuri no esta viva?, pero parecía que no, se llevo a Matsuri casi a rastras del sótano y pude ver que echaba una ultima ojeada a la puerta de metal, por alguna razón sonreí con arrogancia, mi típica “sonrisa”, por algún motivo me parecía que esa chica, Sakura Haruno, no era tan normal como aparentaba, tenia unos nervios de acero y era muy valiente o entupida, debía admitir, pero no estaba seguro de que ella pudiera soportar todo esto…una simple humana.
avatar
micka-chan
Nuevo
Nuevo

Mensajes : 22
Fecha de inscripción : 13/12/2010
Edad : 22

Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  Soole-Haruno el Miér Ene 18, 2012 8:19 pm

Me encanta tu fic!! PLis, espero el proximo capi!!
avatar
Soole-Haruno
Nuevo
Nuevo

Mensajes : 44
Fecha de inscripción : 13/12/2010
Edad : 22

Volver arriba Ir abajo

Re: El secreto de sangre

Mensaje  Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.